Ir a contenido

Andrea Janeiro: "Yo por mi madre mato"

La hija única de Belén Esteban y Jesulín de Ubrique cumple 18 años recordando a su abuelo y pendiente de la charla con su padre

Reportaje de Andrea Janeiro Esteban en Lecturas el día de su 18ª cumpleaños

Reportaje de Andrea Janeiro Esteban en Lecturas el día de su 18ª cumpleaños / Julio Carbó

Andrea Janeiro, la hija de Belén Esteban y Jesulín de Ubriquecumple este jueves 18 años. Y justo en día tan señalado la revista 'Lecturas' publica el álbum privado de la joven y unas declaraciones muy especiales: "Yo por mi madre mato, no una sino mil veces".

Y es que la familia es un pilar muy importante para esta joven, muy popular entre sus amistades puesto que es muy sociable.  Y por ello ha querido dedicarle un mensaje muy especial a un ser querido que ya no está: su abuelo materno.

Francisco Esteban fue una de las personas fundamentales en la vida de su nieta. Casi como un padre, por lo que no es de extrañar que la joven haya decidido dedicarle estas palabras en su 18 cumpleaños.

La joven ya se encuentra en plena celebración, algo que ha querido compartir a través de sus redes sociales:

Pero, ¿cómo es en realidad Andrea Janeiro Esteban? Es una joven inteligente que siente pasión por su padre, al que le gustaría ver más. Pero sus progenitores son (y  han sido) muy famosos y siempre han estado enfrentados. La fecha de su mayoría de edad es la fecha que Jesulín se había fijado para mantener una conversación de padre a hija y contarle los motivos por los que ha estado tan alejado de ella.

Andrea Janeiro Esteban. / GTRES

Hace unos días, su madre Belén contaba que desea comenzar una vida en el Reino Unido, junto al joven del que está enamorada -que vive en Birmingham y al que conoció en Benidorm- y donde planea estudiar en la universidad y mejorar sus conocimientos de inglés. "La vamos a echar muchísimo de menos. Se va alguien muy importante en nuestra vida, pero no se va para siempre", explicaba su madre.

"No es una Chabelita"

Andrea quiere quitarse el calificativo de Andreíta para ser una estudiante como otra cualquiera y disfrutar de su vida universitaria alejada de los focos. "Mi hija quiere ser anónima, no va a aguantar una cámara todo el día detrás de ella, no aguanta esa vida. La entiendo y la alabo, no quiero que mi hija sea una Chabelita", declaraba en febrero de este año su madre en una exclusiva.

0 Comentarios
cargando