UNO DE LOS POCOS HOMBRES AL FRENTE DE UNA REVISTA FEMENINA Y EL PRIMER NEGRO

Edward Enninful, 'mister' Vogue británico

El nuevo director de la publicación ha trabajado para fomentar la diversidad en la industria de la moda

Edward Enniful, el nuevo director del ’Vogue’ británico.

Edward Enniful, el nuevo director del ’Vogue’ británico.

2
Se lee en minutos

La Biblia de la moda tiene un nuevo profeta en Londres. Hombre y negro. Edward Enniful es el nuevo 'mister Vogue'. En agosto sustituirá a Alexandra Shulman, la directora del 'Vogue' británico que en enero anunció su retirada tras 25 años al frente de la cabecera. El estilista se convierte así en uno de los poquísimos hombres al frente de una publicación femenina de referencia. Y también en el primer negro.

Al hacer oficial su nombramiento este lunes, el editor de Condé Nast, Jonathan Newhouse, ha dado algunas pistas de por qué él. “Edward es uno de los editores de moda más talentosos y consumados del mundo. Es una figura influyente en el mundo de Hollywood, de la moda y de la música, se maneja igual de bien tano en el mundo digital que en el papel impreso". 

Enniful tiene una agenda envidiable. Por ejemplo, cuando el año pasado recibió en el palacio de Buckingham la medalla como oficial de la Orden de Caballero del Imperio Británico –"uno de los momentos de los que me siento más orgulloso"– se llevó a su buena amiga Naomi Campbell a celebrarlo.

Después, la modelo y Kate Moss dieron una fiesta en su honor a la que se apuntó Madonna.

En su Instagram, donde tiene 485.000 seguidores y subiendo, aparece fotografiado con un buen número de celebridades: el diseñador Marc Jacobs, la cantante Rihanna, las modelos Irina Shayk y las hermanas Hadid, la exprimera dama Michelle Obama, etcétera. "Es un poeta" ha dicho de él la diseñadora Diane von Furstenberg.

INICIOS COMO MODELO

Nacido en Ghana hace 45 años pero criado en Londres con otros cinco hermanos, Enninful empezó en la industria de la moda con 16 años cuando le propusieron probar suerte como modelo. Su salto al otro lado fue meteórico y a los 19 años ya era director de moda de la revista 'I-D', cargo en el que permaneció dos décadas. Después se hizo cargo de la prestigiosa revista de moda y tendencias 'W', donde ha dado rienda suelta a su talento creativo desde el 2011, con un sello sexi y glamuroso, trabajando con los mejores fotógrafos.

Ha asesorado, ha trabajado como estilista independiente e incluso ha organizado desfiles para marcas de lujo como Calvin Klein, Fendi, Dior, Dolce & Gabbana, Lanvin, Armani, Valentino, Comme des Garçons... Su trabajo fue decisivo en la elaboración de dos de los números más sonados del 'Vogue' italiano, junto a la fallecida Franca Sozzani. Uno en el que solo aparecieron modelos de tallas grandes y otro en el que todas las protagonistas de las páginas eran maniquíes negras.

MÁS DIVERSIDAD EN LA INDUSTRIA

Noticias relacionadas

Es de prever que uno de sus objetivos será el de fomentar la diversidad en una industria que es blanca y clasista. Ya aupó entre otras a la modelo Jourdan Dunn, que cuando fue portada del 'Vogue' británico hace dos años se convirtió en la primera modelo negra que lo hacía desde Naomi Campbell en el 2002.

“Si pones a una modelo en un desfile o en una campaña no arreglas el problema. Necesitamos profesores en las universidades, necesitamos becas y a gente de distintos orígenes étnicos en todas las partes de la industria. Esa es la solución, cambiar las cosas desde dentro”, ha declarado. Hace tres años le entregaron el premio Frederick Douglass, un galardón que reconoce la labor de las personas que trabajan en pro de la igualdad. Le entregó el premio su buena amiga Naomi.

Temas

Moda Prensa