Ir a contenido

Tippi Hedren confiesa que Hitchcock la acosó

La protagonista de 'Los Pájaros' reconoce en sus memorias que sufrió constantes abusos por parte del director británico

EL PERIÓDICO / BARCELONA

Alfred Hitchcock y Tippi Hedren, en 1963.

Alfred Hitchcock y Tippi Hedren, en 1963. / ENRIQUE MENESES

La veterana actriz Tippi Hedren, de 86 años, confirma ahora algo sobre lo que ya se había especulado ampliamente y es que sufrió acoso sexual por parte del director Alfred Hitchcock. Lo hace en sus memorias, a las que ha tenido acceso el 'The New York Post'. El libro, que se titula 'Tippi' sale a la venta en Estados Unidos esta semana y en él la la actriz que alcanzó fama mundial gracias a películas como 'Los Pájaros' (1963), asegura que, durante los seis meses que duró ese rodaje, sufrió constantes abusos por parte del director británico. "Me intimidó y fue cruel conmigo", explica.  

Tippi Hedren, madre de Melanie Griffith, recuerda en el libro que sus compañeros de reparto, especialmente el actor Rod Taylor, tenían prohibido hablar con ella o tocarla. También relata que, cada vez que Hitchcock la veía reírse o hablar con un hombre, "se volvía muy frío e "irritable. Me miraba fijamente de una forma inexpresiva, incluso si en ese momento estaba hablando con un grupo de gente al otro lado del set de rodaje".

"FUE ALGO HORRIBLE"

Hitchcock vio a Tipi Hedren en un anuncio de televisión y decidió que ella sería la protagonista de 'Los Pájaros' y 'Marnie, la ladrona' (1964). Pero su interés por la actriz pronto se volvió una auténtica obsesión. Hedren asegura que una vez se abalanzó sobre ella e intentó besarla en su limusina. "Fue un momento horrible", describe la actriz, que explica que no dijo entonces nada a nadie porque en los años 60 no se hablaba de acoso sexual. "Además en el estudio habrían creído en su versión. ¿Quién de los dos era más valioso para ellos, él o yo?", se pregunrta.

Según rememora Hedren, el rodaje de los 'Pájaros', es especial la escena final con el ataque de las aves, fue un auténtico suplicio. "Ni siquiera el mejor adiestrador del mundo podría haber controlado cada movimiento de aquellos animales. Fue algo brutal y muy desagradable". Incluso estuvo a punto de perder un ojo y sufrió constantes pesadillas.

Un año más tarde y unidos por contrato, durante el rodaje de 'Marnie, la ladrona', Tipi Hedren explica en el libro que Hitchcock ordenó conectar su despacho con su camerino y que llegó a entrar en varias ocasiones y llegó a ponerle las manos encima. "Era un ser sexual y perverso. Y cuanto más me oponía yo a sus intenciones, más agresivo se volvía él conmigo"Hedren finalmente afirma: "Mi misión ha sido demostrar que, aunque puede que Hitchcock arruinara mi carrera, nunca permití que arruinara mi vida".