Ir a contenido

Gudy Herder: "Mi pasión por la decoración me ha acompañado toda la vida"

La consultora de tendencias es la única que imparte talleres sobre la técnica del 'moodboard' en España

Gudy Herder trabaja en su estudio con un moodboard.

Gudy Herder trabaja en su estudio con un moodboard.

Gudy Herder no pasa desapercibida, y no sólo por su imagen, una bella mujer de pelo rubio con un estilo impecable, sino por su trayectoria profesional. Es un libro abierto, una carrera sin obstáculos que bien podría ser perfectamente la historia de una película. Llegó de Hannover, Alemania, hace 25 años para trabajar como 'aupair'. Fascinada por Barcelona se quedó trabajando para una larga lista de empresas 'top' como Disney, Inditex, Mango o Montblanc. Hace algunos años que se dedica a la consultoría de tendencias en el mundo del interiorismo y el 'lifestyle'. También es conocida por su blog 'Eclectic Trends' (http://eclectictrends.com/) y su arte con el 'moodboard', tablones de inspiraciones hechos a partir de conceptos y materiales. Gurú de tendencias,ella se define como una persona curiosa y evolutiva en lo profesional, lo cierto es que a su lado uno no para de sorprenderse. 

-- Actualmente, ¿en qué estas trabajando?
-- Trabajo con pequeños clientes, que pueden ser artesanos que necesitan desarrollar una colección, saber los colores y materiales que vienen. También con grandes compañías; les ayudo a desarrollar la línea de producto y desarrollo tendencias para consultoras que lo que hacen es lanzarlas al mercado. Lo he hecho siempre a través del 'moodboard'.  

--Llegaste a España hace 25 años. Estudiaste Turismo, pero  ejerciste muy poco tiempo. ¿Cuáles fueron tu primeros pasos hacia la caza de tendencias?
--No era lo mío aunque estaba bien porque me gusta viajar. ¿Quieres saber lo que hice entonces? Me fui a Zaragoza con las franquicias de Haagen Dazs, que llegó en el 92. Nos quedamos todos alucinados porque comer helado en invierno... Me ofrecieron el puesto de responsable, pero al cabo de tres años yo quería volver a Barcelona. 

-- Y, ¿entonces?
-- Disney había aterrizado en Barcelona. Allí nació mi pasión por la decoración, que me ha acompañado toda la vida. Me convertí en formadora de ‘visual merchandising’ porque decorar e influír en las ventas me chiflaba. 

-- ¿Cuándo aterrizaste en moda?
-- Después de eso me fui a Massimo Dutti, llevaba las franquicias en Europa. Justo acababa de empezar con la línea de mujer. En el 1989, me vino a buscar Mango donde fui la supervisora de todo el mercado alemán. Vivía cinco días a la semana en Alemania y el fin de semana en Barcelona. Lo acepté porque pensé que quizá quería volver a vivir en Alemania, además en Berlín. 

-- Finalmente, ¿te quedas en Mango?

-- No me quedo en Mango y doy un salto cualitativo al sector del lujo. Me convertí en la 'retail manager' de Montblanc. Era un cargo muy diferente, más estratégico. Tuve un aprendizaje impresionante. 

-- ¿En qué consistía tu trabajo allí?
-- Se trataba de dirigir la red de tiendas de España con un punto de vista estratégico y empujar la expansión. También estaba muy metida en la parte creativa, me interesaba cómo podíamos influir en las ventas a través de los escaparates... Había llegado muy alto. Con treinta años estaba en el consejo de administración de una empresa ¡Era la única mujer! Pero yo quería otra cosa, me marché y me tomé un año sabático. 

-- ¿Un año sabático?
-- Sí. Durante un año y medio me volví todo lo creativa que pude. Hice una serie de cursos de arte, y me topé con el mundo de la cerámica. Recuerdo esta época muy feliz. Al cabo de un tiempo acabé en Kibuc. Empecé a ir a muchas ferias de interiorismo y, cuando volvía, hacía un informe de tendencias para todas la tiendas. Es cuando aprendí realmente a detectar las tendencias.

-- Esto te sirvió para crear tu blog, Eclectic Trends, y empezar con la técnica del 'moodboard', ¿supongo?
-- Es una técnica que siempre he utilizado. Para construir tendencias hay unas reglas y un protocolo. En los años 90, cuando estaba en Disney, teníamos unos planos de cómo íbamos a decorarlo todo, pero aún no conocía el término 'moodboard'. 

-- ¿Qué es un 'moodboard' exactamente?
-- Es un tablón del tamaño que tú escojas, donde pegas imágenes, materiales y algo de texto. Los materiales pueden ser papeles, botones, plumas... Lo que encaje con ese tema. Si hablo de una tendencia rústica tendrá flores secas, madera, etc. Lo que haces es definir primero las palabras claves de tu proyecto y luego las traduces a imágenes. El 'moodboard' funciona de maravilla y  puedo decirte que en un 90% de los casos cuando lo presento, me llevo el proyecto. ¡Es una técnica muy poderosa!

-- La palabra viene de América, donde ya se utiliza esta técnica. Aquí de momento sólo impartes tú clases.
-- Empecé a buscar tutoriales, libros, cursos y no encontré nada. Pensé: ¡Voy a montar yo algo! El año pasado empecé a hacer talleres en Barcelona y me lo pidieron en otros países. Actualmente, estoy produciendo una versión de videos 'online' para poder compartir mis conocimientos con un mercado mucho más amplio.

-- ¿Cómo trabajas en una tendencia?
-- Yo trabajo con dos años de antelación, lo que presento son tendencias que estarán en el mercado dentro de dos años. La masa no se apunta enseguida a una tendencia y puede que tarde dos años en adoptarla o quizás nunca en según que mercado. Las tachuelas, por ejemplo, se estuvieron viendo mucho tiempo, pero hasta que Zara no empezó a comercializarlas, no se apuntó todo el mundo. 

-- También formas parte del Global Color Research. ¿Qué hacéis allí?
-- Es una consultora británica de Londres que lo que hace es sacar un catálogo de tendencias de color dos veces al año, yo las llamo las 'biblias de tendencias'. Las grandes multinacionales compran estos catálogos cuando quieren asegurarse antes de meter una colección en el mercado. Pueden llegar a costar hasta 6.000 euros en las cosultoras más punteras. 

-- ¿Cómo puede influir el color en las personas?
-- La psicología del color es una ciencia. Yo misma he aprendido hace poco como se puede trabajar con estaciones de colores según la personalidad que tengas. Si tu color es el negro, tu personalidad es de invierno. Eres una persona decisiva, visionaria y estilosa. Es muy curioso, la influencia es mucho más grande de lo que pensamos.

-- ¿Qué colores tendremos esta primavera-verano 2015?
-- Una de las tendencias son los colores pastel, pero hay dos nuevos que son el lavanda y el geranio, que es un coral con tono fucsia. Los colores pastel ya no son tan románticos, ahora es todo más adulto e incluso se combinan con el gris o negro para darle un toque más serio. Del mundo de las pasarelas nos vienen los colores de los frutos del bosque, el burdeos en especial. Otro tono interesante a observar es el terracotta.

-- En moda todo vuelve, es como si ya estuviera todo inventado. ¿Hay algo que no?
-- Todo el tema de las impresiones en 3D. Si miramos hacia atrás es lo más novedoso y empieza a pisar fuerte también en el campo del interiorismo y la decoración. Aún no ha llegado a las tiendas y al consumidor final pero no tardará mucho.