04 jun 2020

Ir a contenido

QUEJAS EN LONDRES

El cartel 'provocador' de Cara Delevingne

Es difícil desligar a Cara Delevingne de la polémica (fue fotografiada en una ocasión supuestamente con droga y nunca ha dudado en besarse públicamente con sus novias, como hizo con la actriz Michelle Rodriguez). Ahora, la joven participa en un anuncio que se ha convertido en ofensivo para algunos vecinos del barrio de Brick Lane, al este de Londres. Se trata de un enorme cartel ubicado en la bulliciosa y popular Hanbury Street en el que se muestra semidesnuda con medio cuerpo sumergido en el agua (sin que se le vea nada) y mirando a cámara de manera sugerente mientras sostiene un perfume de Tom Ford.

A la comunidad musulmana de Brick Lane, que tiene una fuerte presencia en el barrio, no le ha gustado nada la imagen. De hecho, la han denunciado calificándola de «ofensiva» y «degradante» para las mujeres e inapropiado para los menores y las personas que pasan por delante de él camino de mezquitas e iglesias.

Pero la Autoridad de Estándares de la Publicidad (ASA, en sus siglas en inglés), el organismo autorregulador de la industria publicitaria, desestimó la denuncia con el argumento de que Delevingne posa de manera «sensual y sexualmente sugestiva», pero no de modo «explícito», así que la foto no es «susceptible de ofender a una mayoría». Hasta ahora, el anuncio había pasado desapercibido, y eso que había sido publicado en periódicos, revistas e incluso en las paradas de autobús, además de lucir en paredes enormes.

Delevingne, londinense de 22 años, no se ha manifestado respecto a la polémica. Sigue centrada en su carrera como modelo y también como actriz.