Ir a contenido

CAMPO DE TRABAJO

Una veintena de jóvenes participan en un campus de arqueología en la villa romana de Can Valls de Gavà

Un total de 24 chicos de entre 14 y 17 años llevarán a cabo durante 15 días tareas de limpieza y mantenimiento de los yacimientos, que combinarán con actividades culturales y de ocio

El Periódico

Villa romana de Can Valls del Racó, en Gavà

Villa romana de Can Valls del Racó, en Gavà / Gencat

La villa romana de Can Valls de la Roca de Gavàrestaurada el año pasado, es escenario estos días del séptimo campo de trabajo de arqueología para jóvenes catalanes que organiza la Agència Catalana de la Joventut junto a la Diputació de Barcelona, el Ayuntamiento de Gavà y la Fundació Pere Tarrès.

Durante 15 días, un total de 24 jóvenes de entre 14 y 17 años, procedentes de diferentes puntos de Catalunya, llevarán a cabo trabajos arqueológicos que combinarán con actividades culturales y de ocio, como una yincana para conocer el municipio o salidas a la playa, así como visitas a puntos de interés de la ciudad, como el refugio antiaéreo, el museo o el castillo de Eramprunyà.

El campo de trabajo está dirigido por un equipo de monitores de la Fundació Pere Tarrés, la entidad que coordina el proyecto, al frente del cual está Raül Molina. A nivel local, la iniciativa está impulsada conjuntamente por el Museu de Gavà, el departamento de Protección Civil, la Unidad de Mantenimiento del consistorio y las escuela Eramprunyà, que acoge a los participantes.

Dos semanas de campus

Así, y durante las próximas dos semanas, los jóvenes llevarán a cabo tareas de limpieza y mantenimiento de estructuras arqueológicas, así como trabajos de acondicionamiento de los accesos y espacios de la zona, supervisados por el equipo técnico del Servicio de Patrimonio Arquitectónico Local (SPAL) de la Diputació de Barcelona y el arqueólogo Joan Garcia Targa.

La villa romana de Can Valls de la Roca, que data entre los siglos I y II dC, está ubicada en una zona boscosa del suroeste de la ciudad, entre Gavà y Castelldefels, y había estado hasta hace un año bastante deteriorada.

Por eso, el Ayuntamiento solicitó a la Diputació apoyo técnico y económico para trabajar en su restauración, que se realizó en 2018, y desde entonces se ha querido poner en valor la importancia cultural y patrimonial del espacio.  

Más noticias de Gavà en la edición local de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA