Los campos de Lleida se tiñen de ocre y dorado en otoño

Los campos de Lleida se tiñen de ocre y dorado en otoño

JORDI V. POU