Las patatas fritas gallegas que arrasan tras aparecer en 'Parásitos'

El filme de Bong Joon-ho contiene escenas en las que se pueden ver una lata de Bonilla a la Vista

Un niño surcoreano pone salsa a una patata de la marca gallega Bonilla a la vista.

Un niño surcoreano pone salsa a una patata de la marca gallega Bonilla a la vista. / INSTAGRAM

Se lee en minutos

EL PERIÓDICO

Son un producto típico en los bares gallegos, en los que es fácil ver sus  bolsitas colgando de los expositores, pero también provocan adicción entre los coreanos, que prefieren comprarlas en su formato de lata y consumirlas mojándolas  en salsas.  Y es que casi el 10% de la producción de las patatas fritas Bonilla a la Vista, que la firma fabricante produce en Arteixo (A Coruña), se exporta al país asiático.

Te puede interesar

Estos aperitivos se colaron en  la película surcoreana Parásitos, un detalle que para muchos habrá pasado desapercibido, aunque no para algún espectador avispado. Y tampoco para sus fabricantes, que se congratulan de ello. Parásitos, gran triunfadora de los Oscar, no se trata de una película asiática con poco recorrido internacional, ya que el filme del prestigioso realizador Bong Joon-ho ya había sido premiada en Cannes con la Palma de Oro al mejor largometraje y recibió el premio a la mejor película extranjera por parte del Círculo de Críticos de Nueva York.  

En una de las escenas, dos de los personajes protagonistas, el padre y su hijo, están sentados a la mesa de la casa okupada. En el suelo, al lado del joven, se puede apreciar la lata de las patatas Bonilla a la Vista, que a los surcoreanos, como a los gallegos, les resulta muy familiar.  Desde esa aparición las ventas de la firma coruñesa se han disparado internacionalmente, pero sobre todo el Corea del Sur.