Ir a contenido

En Liverpool

El estremecedor relato de una mujer que recibió una paliza de su ex tras cambiar el perfil de Facebook

Lois Ashton pasó de una imagen con su novio a una en solitario, de una noche de fiesta

A la mañana siguiente recibió una brutal paliza: "Pensé que me moría"

María Aragón

El estremecedor relato de una mujer que recibió una paliza de su ex tras cambiar el perfil de Facebook

Lois Ashton vivió una pesadilla con su expareja que ahora ha querido contar para concienciar y ayudar a otras mujeres. Esta joven de Liverpool sufrió una brutal paliza de su exnovio la mañana siguiente de cambiar su foto de perfil en Facebook, donde pasó de una imagen con él a un a en solitario. "Pensé que iba a morir", dice. 

Todo sucedió en 2016, cuando Lois decidió salir con sus amigas de fiesta. Ella ya había vivido episodios de violencia doméstica. La primera vez, cuando le dio una bofetada durante una discusión. En otra ocasión, una patada en la cabeza. "Debería haberlo dejado, pero me pedía perdón y lloraba y terminaba volviendo con él", explica al periódico inglés Liverpool Echo

Una noche su ex, Andrew, estaba enfadado porque ella iba a salir con sus amigas. Ella terminó accediendo a que le acompañara. "Fuimos a un pub y ni siquiera se sentó con nosotras, se quedó mirando fijamente. Fue muy extraño, pero intenté ignorarlo y disfrutar de la noche".

Cuando se fue a la cama, cambió su foto de perfil de Facebook, pasando de una de la pareja a una de ella sola, de esa misma noche. Cuando se despertó, él estaba de pie sobre la cama, gritándole. "Logré salir corriendo e intenté pedir ayuda a los vecinos pero nadie respondió".

La encerró y tiró la llave para que nadie pudiera ayudar, golpeándola repetidamente. "Me dio una patada en el costado de la cabeza y me derribó", cuenta. "Me golpeó tres veces y me destrozó los dientes".

Pensó que iba a morir. Sangrando, salió a la calle y allí recibió ayuda. Tenía miedo y no denunció a la policía en ese momento, pero después de varias amenazas dio el paso. Desde entonces tiene ataques de pánico, miedo a salir a la calle o nervios cuando llaman a la puerta. 

Andrew fue condenado a 36 meses de cárcel, aunque salió en libertad al cumplir once, y tiene una orden de alejamiento. "Todo básicamente porque cambié mi foto de perfil".