Ir a contenido

ANTIOXIDANTE Y DIURÉTICO

Del café también se aprovecha todo, hasta la cáscara

Hasta hace poco la cereza, la vaina que envuelve al grano, se consideraba un deshecho; hoy son infusiones 'cool'

Laura Estirado

Las tiendas especializadas comienzan a vender la cereza del café para hacer infusiones.

Las tiendas especializadas comienzan a vender la cereza del café para hacer infusiones. / INSTITUTO ESPAÑOL DE CAFÉ

Del cerdo dicen que se aprovecha todo, hasta sus andares. Y del café parece que también. Además de su grano tostado ahora comienzan a ponerase de moda las infusiones elaboradas a partir de la cereza del café, la baya que contiene las semillas, consideradas históricamente un deshecho que solo se usaba como fertilizante natural.

Esta bebida rica en antioxidantes es conocida en Yemen como 'qishr' (la cáscara se mezcla con mucha azúcar, jengibre y, a veces, cinamomo). También se bebe en Etiopía (donde se elabora tostando suavemente la vaina, que adquiere un color carmesí), y en Centroamérica también se la conoce como el 'café de los pobres' (en Bolivia este mate se prepara tostando un poco una parte de esta cáscara y se sirve mezclado con canela y azúcar). 

NOTAS DE CANELA Y BERGAMOTA

La infusión de la cereza del café contiene carbohidratos, proteínas, taninos, minerales, potasio, azúcares y ácido clorogénico. Con un porcentaje total de cafeína entre 0,58%-0,68%, la convierte en una bebida energética, antioxidante y diurética. La bebida tiene un aroma fresco, con notas a frutas rojas maduras, y acidez suave a moras y pasas, notas de canela y bergamota.

Según el Instituto Español de Café, se estima que las empresas productoras de café generan al año 2.000 millones de toneladas de estos subproductos, perfectamente aprovechables y con propiedades beneficiosas para la salud. En su propia web puede adquirirse este producto, proviniente de una finca en Honduras.

En un reciente trabajo de investigación publicado en la revista 'Food Science and Technology', los científicos han evaluado las propiedades biológicas de estos subproductos, llegando a la conclusión de que uno de sus componentes llamado melanoidinas manifestaban una gran actividad antimicrobiana, además de mostrar una actividad antioxidante muy elevada, llegando a ser en algunos casos de hasta 500 veces superior a la vitamina C. 
 

0 Comentarios
cargando