Eurocopa 2021

Luis Enrique: "Esta selección puede con todo"

  • El vestuario español se liberó tras el épico pase a las semifinales que premia a un grupo que ha sufrido todo tipo de vicisitudes desde el inicio de la concentración.

  • "Ya dije que éramos una de las ocho aspirantes al título. Ahora ya somos una de las cuatro. Se trata de disfrutar", resume Luis Enrique. 

Luis Enrique celebra el pase a las semifinales.

Luis Enrique celebra el pase a las semifinales. / Kiko Huesca / Efe (EFE)

3
Se lee en minutos
Raúl Paniagua
Raúl Paniagua

Periodista

ver +

La cara de Luis Enrique tras el penalti fallado por Busquets no invitaba a la gloria. El seleccionador, siempre optimista y enérgico, estaba abatido. Era el sexto penalti consecutivo que erraba España. El panorama pintaba mal. Sommer, el meta suizo, era un especialista consumado en la materia, pero la Roja también tiene un valioso talismán bajo palos. Unai Simón contrarrestró cualquier desgracia para cambiar la cara de Luis Enrique y la de todos los españoles.

Mikel Oyarzabal fue el encargado de certificar el billete a las semifinales del próximo martes. Antes, Unai había parado dos penaltis, mientras Vargas había enviado su lanzamiento a las nubes. El jugador de la Real recogió el testigo de Cesc Fàbregas, el hombre que certificó el adiós de Italia en los cuartos de final de 2008 y acabó con todas las maldiciones que rodeaban a una selección que inició un ciclo de éxitos maravilloso. Luego caerían Rusia y Alemania en una ruta que aspira a repetir la Roja. 

"Un alegrón"

Cinco tandas de penaltis ha afrontado España en la historia de la Eurocopa y en cuatro salió victoriosa (1984, 2008, 2012 y la de ayer). Solo cayó en 1996 ante Inglaterra. Ahora toca reforzar otra estadística favorable. Es la sexta vez que la selección alcanza las semifinales entre Eurocopas y mundiales. En las cinco anteriores consiguió el billete para la final. 

"Menos mal que las ocasiones las falló Gerard Moreno. Si es Morata lo empaláis"

Luis Enrique / Seleccionador de España

Ahí estaba Luis Enrique con su camiseta del Naranjito para valorar otro paso adelante de su selección. "Se ha sufrido muchísimo, tampoco esperábamos un desfile militar. Unai ya demostró de qué pasta está hecho. Me llevo un alegrón enorme viendo que ha sido el héroe del partido", afirmó el seleccionador, muy sereno en sus reflexiones.

"Yo ya dije que éramos una de las ocho selecciones que optábamos al título. Lo dije sin exagerar. Ahora ya somos una de las cuatro. Se trata de disfrutar, descansar y prepararnos para Londres. Hemos superado todas las adversidades desde el inicio de la concentración. Esta selección puede con todo", agregó el asturiano, que también lanzó un mensaje a la prensa. "Estoy muy contento con el trabajo de Gerard. Menos mal que falló él las ocasiones. Si es Morata lo empaláis".

Los "huevos" de Unai

El vestuario se vino arriba por la clasificación. "Nos merecíamos ganar antes de la prórroga. El fútbol ha sido justo", apuntó Unai Simón, protagonista de una cantada tremenda en octavos. "Es un momento de euforia, he sacado la rabia que tenía dentro", agregó el portero del Athletic, que recordó los dos penaltis que paró contra el Betis en los cuartos de la Copa.

"Si alguien me dice esto hace meses le diría que está loco. Es un sueño vivir esta Eurocopa con España"

Pedri / Jugador del Barça

 

Noticias relacionadas

"Nos lo merecemos por todo lo que hemos sufrido. Ahora me siento liberado. Si no hubiésemos pasado me habría comido mucho la cabeza", dijo Gerard Moreno, que transformó el cuarto penalti. El quinto fue para Oyarzabal. "Nadie daba un duro por nosotros, ahora tenemos un país detrás, pero queremos más, no vamos a parar". 

Los más veteranos se acordaron de decepciones recientes, como Koke, que falló un penalti en la tanda del último Mundial contra Rusia, el anfitrión. "Nos dolió mucho. Ahora vivimos la otra cara. Unai tiene unos huevos así", dijo el interior del Atlético. "Si alguien me dice esto hace meses le diría que está loco. Es un sueño vivir esta Eurocopa con España", concluyó Pedri.