Contenido de usuario Este contenido ha sido redactado por un usuario de El Periódico y revisado, antes de publicarse, por la redacción de El Periódico.

"¿Realmente hemos salido mejores del confinamiento?"

Cartel antivacunas en la salida de Madrid por la A-6, a la altura de Torrelodones.

Cartel antivacunas en la salida de Madrid por la A-6, a la altura de Torrelodones. / EPE

Ante el constante ascenso del número de infectados por covid-19 en Europa y la aparición de nuevas cepas del virus cada x meses, la variante sudafricana la última de ellas, se cierne sobre nosotros la posibilidad del retorno de medidas restrictivas drásticas como las que teníamos un año atrás. Desde luego que la pandemia no llegó en buen momento para nadie, ni empresas ni personas, y mucho menos la posterior cuarentena a la que parte del mundo estuvo sometida durante meses. En aquellos meses de aislamiento era frecuente ver mensajes de optimismo, de ánimo, de fuerza de cara al futuro, un futuro en el que teóricamente seríamos mejores personas y mejor sociedad.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Ahora, más de un año después de todo aquello, ¿es eso realmente cierto? ¿Hemos salido mejores de aquella situación? La verdad es que si uno mira a su alrededor podría llegar a responder negativamente a esta pregunta. Contrariamente a los mensajes optimistas que se mandaban desde los balcones de cada casa, podemos observar cómo abundan cada vez más mensajes contra todo aquello que antes de la cuarentena nos parecía bien, o al menos no generaba tanto debate (vacunas, impuestos, ayudas…) por lo que en vez de ser una sociedad más unida y solidaria, estamos contemplando que está creciendo cada vez más un individualismo salvaje.

Sin entrar en debates ideológicos, este individualismo realmente siempre ha existido, la gran mayoría de personas siempre ha mirado por lo suyo o como mucho por lo de los que tiene cerca; pero ahora, en esta situación de restricciones constantes y la amenaza de volver a ser puestos en cuarentena de nuevo, aquellos que siempre han desconfiado de todo (los antis) están observando cómo ante el cansancio de mucha gente su mensaje está calando en muchos de ellos y está dejando una sociedad cada vez más enfrentada y con la incertidumbre de a dónde vamos a ir a parar.

Participaciones de loslectores

Másdebates