19 sep 2020

Ir a contenido

Que el 26-M deuestre a Rivera que se equivoca con su odio y crispación

Ximo Estal

Intercambio de miradas entre Jordi Sànchez y Albert Rivera, en presencia de Jordi Turull.

Intercambio de miradas entre Jordi Sànchez y Albert Rivera, en presencia de Jordi Turull. / Twitter Albert Rivera ACN

Que el dirigente de Cs, el señor Rivera, piensa que todo vale en las campañas electorales y en sus planteamientos políticos para coger cuotas de poder que le den posibilidades de sorpaso al PP, e incluso poder superar a las fuerzas progresistas, es conocido. Pero lo peor de todo es que en ese afán de acaparar, ya no se sabe qué, le está llevando a tomar y realizar acciones absurdas, irracionales e insensatas con el fin de crispar y provocar el odio -que él cree que le da votos, pero que en realidad pone en entredicho lo que sus otros compañeros y compañeras pregonan: "ser liberal"-.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Rivera se equivocó cuando fue a Estella, se equivoca con el continuo ataque a Catalunya y los que la gobiernan. Y se equivoca cuando va a un pueblo donde no se presenta, donde no tiene candidatura, como Ugeo Miraballes, solo con el fin de crispar y dar la sensación de que él es el único líder del triunvirato de derecha.

Triste, muy triste, debe ser para los seguidores de su partido ver que su candidato y dirigente principal está más a la derecha que incluso el partido ultraconservador del señor Abascal. ¿Cual será su siguiente esperpento, señor Rivera? Menos mal que el 26 de mayo el pueblo pondrá a su partido en el lugar que se merece: la oposición y la nula presencia en muchas autonomías y ayuntamientos. Eso será bueno para la democracia de la España del siglo XXI. Lo contrario será retroceder al siglo XX, donde Cs se ha estancado y usted quiere vivir.

Participaciones de loslectores

Másdebates