Contenido de usuario Este contenido ha sido redactado por un usuario de El Periódico y revisado, antes de publicarse, por la redacción de El Periódico.

"De pequeños no nos proporcionan recursos para gestionar nuestras emociones y preocupaciones"

La Granja pone el foco en la educación emocional.

La Granja pone el foco en la educación emocional. / ANNA MAS TALENS

Pocas veces me había parado a reflexionar sobre las típicas charlas que nos daban en el colegio y el instituto. Cuando somos más pequeños, tratan de instruirnos e inculcarnos hábitos y rutinas imprescindibles para nuestro día a día, como “hay que lavarse los dientes después de cada comida” o “hay que comer cinco raciones de fruta y verdura al día”. Cuando nos hacemos más mayores, las charlas intentan enseñarnos a ser adultos responsables y enfocan sus discursos a alejarnos de los 'vicios': alcohol, drogas, sexo sin control… Pero en 21 años, no recuerdo una sola vez que desde mis colegios o institutos me proporcionaran recursos para aprender a gestionar mis emociones y preocupaciones. Ni siquiera recuerdo una sola vez que se nos insinuara la importancia de asistir a un psicólogo (igual que se acude a un dentista, por ejemplo). Me parece escalofriante que en una sociedad aparentemente tan desarrollada se sigan sin romper los estigmas en torno a la salud mental. No estamos locos, no somos dramáticos, no somos inmaduros. Somos humanos. ¿En qué momento dejarán de hacernos creer que somos robots que han de entregarse en cuerpo y alma para sustentar el sistema, como si nada más importara?

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Participaciones de loslectores

Másdebates