30 mar 2020

Ir a contenido

"La derogación del despido por acumulación de bajas es un gesto de humanidad y sensatez"

Roger Díaz Salvador

Unos trabajadores en una oficina

Unos trabajadores en una oficina

Entiendo que el despido objetivo de un trabajador por acumular bajas médicas justificadas es de lo más absurdo, descabellado, incomprensible e irracional que pueda haber. Se trata de una anomalía inexplicable que desprotege a las personas más vulnerables.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

No cabe duda que esta ley tiene una visión injusta y parcial de las relaciones laborales, aún a pesar que el propio Tribunal Constitucional, en una sentencia conocida a finales de octubre, inexplicablemente avalara la extinción del contrato laboral por causas objetivas si hay faltas de asistencia justificadas, aunque intermitentes.

Un empleado por cuenta ajena no puede perder su puesto de trabajo por su incapacidad temporal como consecuencia de un accidente o enfermedad, porque en esos momentos se encuentra en una situación de debilidad física y moral. Si el trabajador dispone de una baja emitida por un médico, la empresa está obligada a aceptar la baja y reconocer todos los derechos inherentes a la citada baja médica.

Si existen sospechas sobre la baja de un trabajador, los médicos inspectores del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) solo tienen que aplicar los controles existentes para tal efecto.

Una ley que permite el despido de un trabajador por acumulación de bajas médicas, además de ir en contra de la Directiva comunitaria, denota poca o nula compasión ante el sufrimiento ajeno. La derogación del artículo 52.d del Estatuto de los Trabajadores, de la que me alegro enormemente, no deja de ser, cuanto menos, un gesto de humanidad y sensatez.

Participaciones de loslectores

Másdebates