30 may 2020

Ir a contenido

Enfermos digitales: Nos hemos vuelto hipocondríacos de internet

Santiago Caicedo Espinosa

Una niña navega por internet desde su ordenador.

Una niña navega por internet desde su ordenador. / DAVID CASTRO

Aparentemente, el mundo digital ha llegado para facilitar la vida a todos los usuarios de las nuevas tecnologías. Sin embargo, este uso frívolo de estas herramientas ha llevado a la ciudadanía a abocarse a una rutina digital que nos hace desconfiar de las personas y en la que nos creemos un enlace que nos lleva a cinco tipos que nos dicen qué clase de persona somos.

Google no es el Santo Grial de la información, pero en él fiamos nuestra salud. Es nuestro médico particular cuando nos sentimos mal, cuando buscamos un diagnóstico rápido a nuestras dolencias. Nos hemos vuelto cibercondríacoshipocondríacos de internet. Y no solo en lo que a términos médicos se refiere. Es decir, nuestro grado de confianza aumenta en cada argumentación cuando afirmamos que lo hemos visto en internet. El poder del conocimiento nunca estará en la palma de nuestras manos, ni a unos cuantos clics.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Participaciones de loslectores

Másdebates