29 may 2020

Ir a contenido

¿Cómo quieren que ahorremos?

Enriqueta de Irízar

Manifestación por pensiones dignas en Madrid.

Manifestación por pensiones dignas en Madrid. / JOSÉ LUIS ROCA

Cada vez que veo el anuncio del Banco de España diciendo que ahorremos, me pongo enferma. Yo trabajé 50 años en la misma empresa, cobrando en pesetas. Conseguí comprarme un piso precioso, en invierno iba de vacaciones a esquiar quince días; en verano, pasaba todo un mes en Banyoles. Pude hacer varios viajes que me hacían ilusión: Londres, Escandinavia e Italia... Me compraba un libro casi cada semana; mi padre tenía una gran biblioteca y yo me fui haciendo la mía. En fin, una vida de familia media alta. Pero ¡llegó el euro! Y fue una maldición que todavía sigue.

El coste de la vida experimentó tal subida que, por ejemplo, aunque mi pensión era igual a mi sueldo mientras trabajé, me encontré con que ya no me daba para mantenerme a mí y a mi precioso piso. Intenté convivir con otra persona para repartir los gastos, pero tuve mala suerte y al final nos separamos. Dado que yo no podía mantenerme, no tuve más remedio que vender mi precioso piso a cambio de un vitalicio. Actualmente, mi pensión de la Seguridad Social me da justo para pagar la residencia donde estoy. El importe del vitalicio es con lo que puedo pagar todos mis gastos: tocador, peluquería, podólogo... La ropa me la dan de un local social. ¿De dónde podría ahorrar?

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Participaciones de loslectores

Másdebates