Contenido de usuario Este contenido ha sido redactado por un usuario de El Periódico y revisado, antes de publicarse, por la redacción de El Periódico.

"La batalla de las lenguas"

Manifestación de las escuelas catalanas en defensa del sistema de inmersión, en Barcelona, en 2012.

Manifestación de las escuelas catalanas en defensa del sistema de inmersión, en Barcelona, en 2012. / JULIO CARBÓ

Dos planteamientos opuestos, igual de cuestionables y perjudiciales para la normal convivencia usando la lengua como bandera:

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

1) La creación por el gobierno de Ayuso de un chiringuito dirigido por el señor Cantó para "proteger la lengua española”. ¿Necesita protección en Madrid? El Instituto Cervantes ha sacado un informe sobre el uso del español en el mundo: está entre las lenguas más habladas y entre las más demandadas para estudiar, pero solo una pequeña porción del global es usada en España, el resto son hispanohablantes de Centroamérica y Sudamérica. Ninguno de esos países se plantean su protección, pero la señora Ayuso, en su obsesión por salvar la patria, sí. ¡Seguro que con Cantó al frente lo consigue!

2) El empeño del Govern por el uso desmesurado del catalán en el ámbito público y topándose con la enorme dificultad para llegar al ámbito privado. Es muy necesaria una política lingüística para proteger las lenguas cooficiales de cada comunidad autónoma, pero sin generar un conflicto con el castellano, sin ningunearlo e intentando casi suprimirlo, porque, de hacerlo así, puede pasar lo mismo que durante la dictadura cuando el catalán era perseguido... Personalmente, llevo 20 años en Catalunya, creo que cuantas más lenguas sepamos, mejor, las respeto, me encanta la sonoridad del catalán, tengo un nivel C de catalán acreditado por la Generalitat. En cambio, de un tiempo a esta parte casi siempre hablo castellano, es mi lengua materna y quiero que mi hija catalana note mi apego, mi defensa y mi respeto hacia la lengua tan universal con la que crecí.

Quizá si fuéramos un país avanzado con unos políticos sensatos las propuestas serias podrían ser: ¿chiringuito en Madrid para fomentar el respeto y dar a conocer todas las lenguas cooficiales del país y política lingüística en Catalunya que fomente el uso del catalán sin marginar el castellano?

Participaciones de loslectores

Másdebates