El Periódico

La aportación de los lectores

Publica una carta del lector

Aprender a apagar el móvil

ROBERT RAMOS

Una joven mira el móvil junto al paso de peatones de Sant Cugat con semáforo en el suelo.

José Melero PérezCervelló

¿Qué opinas del tema de discusión? ¿Qué te parece la aportación de este usuario? Envía tu opinión para participar en el debate.

Jueves, 9 de febrero del 2017 - 08:00 h

El uso casi constante del móvil en cualquier espacio como una necesidad irrenunciable, se convierte en una adicción peligrosa. Si hay algún espacio donde el uso desmedido del móvil se hace detestable es en los encuentros entre familiares y entre amigos. ¿Por qué? Porque la persona que utiliza el móvil para enviar y recibir mensajes, estando acompañada, está dando la espalda a las personas que tiene delante, y transmite el mensaje de que le interesa más la relación a través del móvil con personas lejanas que la relación con los que tiene a su alrededor. Las personas adictas al móvil deberían apagarlo en estas situaciones y disfrutar del momento real, conversando con las personas que le rodean.

Del mismo modo que se apaga el móvil al entrar en una sala de cine, ¿por qué no hacerlo cuando se está entre amigos y familiares? Si se hace en el cine es para estar pendiente de la película y no molestar a los espectadores. Lo mismo cabe esperar si se está acompañado por varias personas unidas por lazos de amistad o de familia.

Participaciones de los lectores

El 'top manta' y la campaña navideña

Valèria Comellas Garcia Sallent

El centro de Barcelona se levanta hoy con manteros tomando la Plaza Cataluña. ¿Tiene que ver eso con la inminente llegada de la temporada ... Seguir leyendo

Brexit: "Londres, Reino Unido, por primera vez me has decepcionado"

Alejandra Costa Álvarez Londres (Reino Unido)

Qualitats úniques en perill d'extinció

Marta Llobet Avellaneda Matadepera

"Quina sort, jo també vull aquestes cames", ha comentat una nena a una altra mentre li ensenyava el mòbil. Que consti que no he allargat el coll per xafardejar el co... Seguir leyendo

La conseqüència invisible de la contaminació

Tura Iglesias i Admetlla Sant Cugat Sesgarrigues

Cada dia vaig a estudiar a Barcelona. Quan torno a casa, tinc els cabells bruts per l'aire de la ciutat. Si la contaminació ... Seguir leyendo

Alzheimer y egoísmo: ¿quién es el verdadero enfermo, tú o yo?

Inmaculada Varo Córdoba

"Gracias, abuela, por abandonar tus sueños por el bien de nuestro futuro"

Irene Egea Saiz Barcelona