Verificat Fact check Comprueba una declaración específica o un conjunto de declaraciones presentadas como hechos. Emite un veredicto sobre si la declaración es correcta o no.

Fact check | Una guerra de mentiras: 150 bulos en 24 horas

El ataque de Rusia a Ucrania ha generado tal bombardeo de mensajes que los miembros de la International Fact-Checking Network (IFCN, la alianza de entidades dedicadas a combatir la desinformación) verificaron el jueves más de 150 bulos en menos de 24 horas

Fact check | Una guerra de mentiras: 150 bulos en 24 horas
8
Se lee en minutos
Verificat
Verificat

Verificat es una plataforma de fact-checking sin ánimo de lucro en Catalunya. Nos dedicamos a verificar el discurso político y el contenido que circula en las redes y a la educación para el consumo crítico de la información.

ver +

Los verificadores solemos decir que un mensaje, si es increíble, seguramente será falso. Pero esta precaución se complica si nos ponemos frente a la primera invasión militar de un país europeo en décadas porque todas las imágenes, también las de verdad, nos parecen increíbles.

El ataque de Rusia a Ucrania ha generado tal bombardeo de mensajes que los miembros de la International Fact-Checking Network (IFCN, la alianza de entidades dedicadas a combatir la desinformación) verificaron el jueves más de 150 bulos en menos de 24 horas. Ayer superaban los 200. Imágenes descontextualizadas, informaciones falsas sobre los movimientos estratégicos de Rusia y mensajes manipulados de los principales líderes políticos han saturado las redes sociales hasta tal punto que Twitter llegó a cerrar el jueves cuentas que difundían información contrastada sobre la guerra en una operación que el jefe de seguridad de la plataforma, Yoel Roth, calificó de “error humano”.

Los vídeos falsos han llegado a las televisiones generalistas, también en España. Antena 3 emitió en sus informativos unas imágenes para ilustrar el inicio del bombardeo sobre Ucrania que no son actuales, sino de unas explosiones que hubo en una zona industrial de Tianjin (China) en 2015, como han explicado varios verificadores europeos, entre ellos, StopFake y VoxUkraine, que son los dos miembros ucranianos de la IFCN que siguen trabajando en el terreno para combatir la desinformación.

El supuesto genocidio en Ucrania

El presidente ruso, Vladimir Putin, justificó la invasión de Ucrania por un supuesto 'genocidio' en la región del Donbás (en el este de Ucrania) del que no ofreció ninguna prueba, aunque ya había hablado en estos términos con anterioridad y la televisión estatal rusa sigue hablando de él, según explica la BBC en la verificación del discurso del mandatario

Genocidio, un término acuñado durante la Segunda Guerra Mundial, es según las Naciones Unidas, un “acto cometido con la intención de destruir, en su totalidad o una parte, un grupo nacional, étnico, racial o religioso” y la organización nunca se ha referido al conflicto en Ucrania como tal, aunque sí existe un conflicto donde han muerto más de 14.000 personas, entre ellas unos 3.000 civiles, según el Alto Comisionado para los Derechos Humanos.

En su discurso, Putin acusó al bloque occidental, “formado a imagen y semejanza de Estados Unidos” de ser “el imperio de las mentiras” mientras aseguraba también que Ucrania ha declarado que tiene la intención de fabricar sus propias armas nucleares y que todavía tiene tecnología nuclear soviética que se lo facilitaría. Es cierto que Ucrania tenía el mayor arsenal de armas nucleares del mundo cuando se desintegró la URSS, según la organización Arms Control, pero abandonó la carrera nuclear hace tres décadas. De hecho, en 1992 Ucrania empezó a destruir su armamento nuclear o a transferirlo a Moscú, en el marco de las negociaciones entre Rusia y Estados Unidos para desarmar la antigua a Unión Soviética. El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, lo recordó hace una semana en una conferencia de seguridad de las Naciones Unidas.

Además, más allá de sus palabras, los líderes mundiales son a menudo foco de manipulaciones. Ni Biden dijo que Estados Unidos atacaría a Rusia “antes de que ellos tengan la oportunidad de hacerles daño”, ni Putin anunció que renunciaba a invadir Ucrania después de hablar con Jair Bolsonaro, como afirmaban varios mensajes difundidos en redes. Del mismo modo, una supuesta grabación de la BBC en la que se advierte que la guerra entre Rusia y la OTAN es inminente resultó ser un vídeo de ficción que circula desde hace tiempo.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

 Vídeos de todas las guerras menos de esta

Desde el estallido de la guerra, la desinformación ha salpicado a todo el mundo y los verificadores de la IFCN han tenido que desmentir en los últimos días muchos vídeos y fotografías atribuidas falsamente al conflicto actual. Se han presentado como imágenes de actualidad ataques aéreos en Gaza en 2021, misiles lanzados por Hamás contra Israel en 2021, una operación turca en el norte de Siria en 2020, una explosión en Beirut (Líbano) en 2020, un entrenamiento del ejército sirio en Alepo en 2019, un grupo de civiles bombardeados por helicóptero militar en Turquía en 2016, una incursión de las Fuerzas Especiales norteamericanas en la Mezquita Dorada en Irak en 2004 o un ataque en Bagdad (Iraq) en 2003.

Pero no todo han sido escenarios bélicos. También se ha compartido, como si fuera un bombardeo, el impacto de un rayo en una central eléctrica, una serie de explosiones en un mercado de pirotecnia de México en 2016, una explosión controlada en Alemania en 2012 o un incendio en Chernóbil en 2020.

Otros ejemplos de vídeos que han circulado atribuyéndose a Ucrania sin serlo muestran, por ejemplo, una avería en las escaleras mecánicas en el metro de Roma el día de un partido de Champions entre el CSKA Moscú y la Roma. 

Para verificar imágenes o vídeos, lo más importante es entender su origen para descubrir dónde y cuándo fueron registrados. Una herramienta es la búsqueda inversa mediante buscadores que, en lugar de buscar palabras en Internet, rastrean imágenes parecidas a la que nos interesa. Algunos de ellos son TinEye, InVID y Google Imágenes. A partir de ahora, no se trata solo de desconfiar de lo que encontramos en Internet y sospechar de su veracidad, sino de hacer un paso más y ser capaces de verificar de forma sencilla si nos las están intentando colar. Y que no pase.

Cuando la ficción invade la realidad

Pero estos últimos días no solamente se han descontextualizado y falseado imágenes de otros contextos para presentarlas como si fueran actuales. Ha habido quiénes incluso han recurrido a videojuegos y películas para ilustrar erróneamente la invasión rusa de Ucrania. Se han usado imágenes de Arma 3, un videojuego de simulación bélica, como si fueran bombardeos rusos encima de Ucrania. También se ha compartido sacado de contexto un vídeo que es, en realidad, de animación 3D y se lanzó en octubre de 2021 y otro que es del videojuego War Thunder.

¿Un joven soldado ucraniano regresa a casa y pide matrimonio a su novio? De momento, no tenemos constancia. El vídeo que se ha difundido como si este fuera el caso (y añade el mensaje de que “los ucranianos van a ganar la guerra al tener a estas personas en el ejército”) está manipulado y es, en realidad, un vídeo de la Coalición para el Matrimonio Igualitario que se grabó en 2012 en el Reino Unido.

Quien también ha sido víctima de la desinformación ha sido el presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski. Se ha difundido un video en el que se ve a Zelenski disparando a decenas de personas en una sala y se ha compartido como si fuera “la campaña electoral de Zelenski”. Sin embargo, se trata de una escena de la serie Servidor del Pueblo 2, en la que Zelenski, que era actor antes de dar el salto a la política, fue el personaje principal.

Por cierto, también hemos visto imágenes del presidente ucraniano vestido de militar para presentarlo como un líder que se pone en primera línea de fuego para defender a su país. No es el caso. Son fotos antiguas y que circulan desde meses antes del estallido del conflicto.

La desinformación también llega del aire

Otras imágenes que han inundado las redes en los últimos días son de operaciones aéreas sacadas de contexto. Se ha compartido mucho un vídeo de TikTok de un paracaidista como si fuese de la invasión de Ucrania (“viendo la tercera Guerra Mundial por TikTok”). En realidad, es de 2015.

¿Y diez aviones en formación triangular han sobrevolado Ucrania? BOOM, Doğruluk Payı, Facta, Demagog, News Checker, Fact Crescendo y Maldito Bulo han verificado que el vídeo que se difunde ahora es de un desfile en Rusia de 2020. Otro caso similar es el del video que supuestamente muestra a paracaidistas del ejército ruso desembarcando en Kharkiv… imágenes que circulan, en realidad, desde 2016. Tampoco un avión en llamas en el aire es actual, circula desde 1993 (Maldita y Demagog), ni lo es un vídeo con un supuesto avión de combate ruso derribado por las fuerzas ucranianas, que muestra realmente a los rebeldes libios derribando un avión en 2011.

Guerra de banderas

Otro elemento que ha sido sacado de contexto han sido las banderas, tanto de Ucrania como de Rusia. Una de las imágenes que más ha circulado (y que más verificada ha sido) es la de una bandera rusa izada en la ciudad ucraniana de Járkov. No es de ahora. Se tomó durante las protestas en Ucrania en 2014. Tampoco la foto de la bandera ucraniana en medio de una Kiev en llamas es actual, sino de 2014, ni los rusos han izado su bandera en la Asamblea de Kíev.

Lo primordial es el contexto

Noticias relacionadas

Queda claro, pues, que la principal fuente de desinformación que los fact-checkers del mundo han detectado es la falta de contexto y la consiguiente atribución de imágenes antiguas y de otros lugares al conflicto actual. Pero aparte de todos estos ejemplos, hay más. Una foto de una niña herida es de Palestina en 2021, la imagen de una chica con una escopeta en un autobús es de 2020, una foto de mujeres ucranianas rezando en la nieve es de 2019, un vídeo de un soldado ruso hablando con la madre de un soldado ucraniano fallecido es de 2017, una foto de niños saludando a soldados ucranianos es de 2016, una foto de una evacuación masiva es del cierre de un puesto fronterizo en 2015, y una foto que muestra una fila de personas desnutridas y desnudas es de un campo de concentración en Austria, no muestra a las víctimas del Holodomor en Ucrania entre 1932 y 1933.

En este contexto, ha ganado mucha fuerza la desinformación en TikTok, donde se han difundido vídeos mostrando “un convoy de blindados ucranianos que derriban barricadas en medio de la ciudad, unos ejercicios militares rusos en la frontera o una amenazante bomba nuclear mucho más destructiva que la de Hiroshima”.

Temas

Rusia Ucrania