26 oct 2020

Ir a contenido

GUÍAS ANTE EL COVID-19

Los parques naturales te esperan tras el coronavirus... con límite de aforo y sin tocar

En las áreas de acceso y zonas comunes será obligatorio respetar la distancia de seguridad. Habrá menos actividades en espacios cerrados

Desaparecen las pantallas táctiles y los folletos de uso compartido. Todo el material será desinfectado después de cada uso

Juan Fernández

Acceso al Parc Natural de Sant Llorenç del Munt.

Acceso al Parc Natural de Sant Llorenç del Munt. / Gencat.cat

Después de casi tres meses encerrados en casa, pasear por la naturaleza se ha convertido en uno de los placeres más anhelados por la población confinada y ya es, de hecho, una de las actividades de ocio más demandadas tras el inicio de la desescalada. La red española de espacios naturales protegidos brinda esta experiencia en entornos de incalculable valía medioambiental, pero la sombra del coronavirus se va a dejar notar también en las visitas que a partir de ahora recibirán. Serán excursiones limitadas por las normas de distanciamiento social y de vigilancia higiénica que marcan la ‘nueva normalidad’, pero que no impedirán el goce de sentir, al fin, la naturaleza en todo su esplendor.

El Instituto de Calidad Turística Española (ICTE) ha elaborado una guía para disfrutar de estos espacios evitando convertir un paseo por un bosque protegido en una oportunidad para propagar el covid-19. La mayoría de las indicaciones van dirigidas al personal encargado de gestionar los 15 parques nacionales, 132 parques naturales y demás espacios de interés medioambiental que hay repartidos por todo el país, como humedales, zonas de especial protección de aves (ZEPA), parajes naturales o sitios de interés científico. El acceso a estos recintos y su mantenimiento estarán sometidos a estrictas limitaciones de uso y aforo y la estancia en los espacios comunes deberá respetar las medidas de distanciamiento interpersonal propios de los tiempos del coronavirus.

Entretodos

¿A qué lugar de Catalunya tienes muchas ganas de ir?

Explícanos el destino turístico, rincón, bar o comercio a donde irás en cuanto la desescalada lo permita

¿Qué debemos saber antes de ir?

El ICTE delega en los administradores de cada centro la adaptación del protocolo a las características propias del espacio protegido, por lo que es aconsejable llamar antes de iniciar la excursión para saber si hay plazas disponibles, tanto para las visitas libres como las que contemplan servicio de guía, y conocer los requisitos sanitarios que hay que cumplir, como la asistencia con la obligada mascarilla o el respeto de las nuevas limitaciones de estancia de personas en los espacios comunes y de uso del parking de vehículos, que también será restringido.

¿Qué encontraremos a la llegada?

Para evitar las aglomeraciones, las áreas de recepción estarán señalizadas, garantizando la separación de grupos de visitantes entre sí, así como entre estos y el personal del centro, que deberá trabajar protegido por mamparas. En los mostradores no encontraremos los tradicionales folletos y guías de uso compartido. Tampoco encontraremos materiales didácticos en formato digital, como pantallas interactivas y otros elementos táctiles que requieran la manipulación por parte de los excursionistas. El objetivo es que ningún turista toque nada que haya tocado antes otro visitante.

¿Cómo será la excursión?

En los espacios abiertos y de libre circulación, la experiencia medioambiental distará poco de la que podríamos haber tenido antes de la pandemia, pero las zonas de acceso restringido tendrán ahora un régimen más estricto. Así, los miradores y otros puntos de tratamiento especial estarán sometidos a una mayor vigilancia y el tiempo de uso de estas estancias será más limitado. Los observatorios de aves tendrán el aforo acotado y todos los materiales ópticos que contengan, como prismáticos o teleobjetivos, se desinfectarán después de cada uso, o serán inhabilitados si esa medida de higiene no puede aplicarse.

Documento

espacios naturales protegidos

espacios naturales protegidos

¿Qué actividades cambiarán?

Las que se realicen al aire libre experimentarán pocas variaciones  y tendrán prioridad respecto a las que antes se ofrecían en espacios cerrados, como aulas de educación ambiental y otro tipo de talleres, cuyo aforo será limitado o directamente serán canceladas. En el caso de ciertas actividades recreativas especiales, como escaladas o descenso de barrancos, las herramientas que aporten los centros o las empresas de ocio acreditadas deberán desinfectarse después de cada uso. Algunos centros cuentan con espacios para proyectar material audiovisual de carácter didáctico. Ahora, en estas salas deberá haber un asiento libre por cada localidad ocupada y solo se usarán las filas impares.

El nuevo protocolo de uso de los espacios protegidos naturales advierte que los padres son responsables de que sus hijos mantengan la distancia de seguridad del resto de visitantes.