Ir a contenido

Alta 100% digital para las empresas

BBVA sorprende con un servicio que simplifica el proceso de hacerse cliente de la entidad

Lara Bau

Óscar Vélez de Mendizábal es el director de la factoría de transformación empresarial de BBVA España.

Óscar Vélez de Mendizábal es el director de la factoría de transformación empresarial de BBVA España.

El director de la factoría de transformación empresarial de BBVA en España, Óscar Vélez de Mendizábal, explica cómo la entidad financiera ha puesto a disposición de las empresas un alta 100% digital, convirtiendo un proceso tedioso en una experiencia ágil.


-¿Cómo simplifica el nuevo alta digital para empresas el proceso de hacerse cliente de la entidad?

-Hasta ahora, una empresa que quería hacerse cliente de BBVA tardaba una media de 15 días en tener una cuenta y poder operar a través de su banca electrónica. Con este nuevo servicio, la empresa podrá darse de alta 100% on line en menos de 10 minutos. Sin papeleos y sin necesidad de desplazarse a una oficina.

-¿Se trata de un proceso seguro? ¿Cómo saben que no les están falseando la información que aportan vía digital?

-Se trata de un proceso totalmente seguro. Las empresas, para hacerse clientes de BBVA, tienen que utilizar el certificado digital de administrador único o solidario, emitido por la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre. Este tercero de confianza nos facilita identificar al cliente y simplificar el proceso de alta.


-BBVA es pionero en la adopción de nuevas tecnologías, ¿qué tipo de tecnología hay detrás de este proceso?

-En BBVA somos muy conscientes de que no diseñamos soluciones para empresas o clientes; diseñamos soluciones para personas. Una empresa demanda lo mismo que un particular, soluciones sencillas que resuelvan sus necesidades y que les ayuden a tomar las mejores decisiones para conseguir sus objetivos de negocio. 

No se trata de usar a toda costa la tecnología más innovadora en cada momento. Se trata de repensar los procesos desde cero, teniendo en cuenta las nuevas capacidades tecnológicas, pero siempre con el foco en qué necesita el cliente y dónde lo necesita. En este caso, utilizamos mecanismos avanzados de inteligencia artificial para el reconocimiento y la extracción de información de la documentación aportada, con lo que se reduce al máximo la información que tiene que introducir el cliente. 

-¿Se puede mejorar este proceso? ¿Piensan avanzar en la solución o prefieren dedicar los recursos a otras funcionalidades?

-La solución que hemos lanzado para el alta digital de una gran mayoría de pymes y empresas es un primer paso, pero todavía nos queda camino por delante. En BBVA desarrollamos siempre un mínimo producto viable que vamos mejorando progresivamente incorporando el feedback de los clientes. Ya estamos trabajando en poder ofrecer esta solución también a empresas con apoderados mancomunados, o en ofrecer otras alternativas de verificación para por llevar este proceso también al móvil.

-¿Qué destacaría de este año al frente de la factoría de transformación empresarial?

-Destacaría la ilusión que sentimos todos por estar construyendo la banca de empresas del futuro. Fuimos el primer banco en apostar por el móvil también para las empresas, y ahora ya tenemos la app más valorada y con más funcionalidades del mercado. Estamos muy ilusionados de ver cómo estas soluciones facilitan la vida de los empresarios.