12 jul 2020

Ir a contenido

    CAMBIO EN LA PRESIDENCIA FRANCESA

    Hollande gana las elecciones francesas

    Sarkozy reconoce la derrota y desea "suerte" al nuevo presidente de Francia

    ELIANNE ROS / París

    François Hollande será el próximo presidente de la República francesa y el primer socialista que llega al Elíseo desde que François Mitterrand ocupara el cargo entre 1981 y 1995, tal como ha reconocido el candidato conservador y presidente saliente, Nicolas Sarkozy, quien ha deseado "suerte" al vencedor de las elecciones presidenciales francesas.

    Según las primeras estimaciones al cierre de las urnas, el candidato socialista ha ganado al presidente, Nicolas Sarkozy, con una clara ventaja de entre el 52% y el 53% de los votos frente al 48% del jefe del Estado. Un resultado similar al que obtuvo en el 2007 Sarkozy, que se convierte en el segundo jefe del Estado que no es reelegido después del también conservador Valerie Giscard d'Estaing en 1981, vencido justamente por Mitterrand.

    La llegada de Hollande al Elíseo abre una nueva etapa en la política europea. El socialista ha prometido revisar el tratado europeo de disciplina presupuestaria para incorporar medidas en favor del crecimiento.

    Criticada en un principio, su iniciativa para salir de la crisis se ha ido abriendo camino más allá de la izquierda. Gobiernos conservadores como el español o el italiano comparten su filosofía de dar un giro a la política de rigor impuesta por Alemania para cambiar la política del Banco Central Europeo con la emisión de eurobonos para financiar inversiones en infraestructuras e innovación que permitan relanzar la economía.

    Apoyo de la extrema izquierda y de los centristas

    Gracias a una elevada participación, superior al 80%, Hollande se ha impuesto a su rival, al que ya ganó en la primera vuelta del pasado 22 de abril por un punto de diferencia con el 28,6% de los votos frente al 27,2% de Sarkozy.

    El socialista ha contado con el apoyo de buena parte de los 3,9 millones de votantes de la extrema izquierda de Jean Luc Mélenchon. Su discurso moderado y conciliador frente a la estrategia extremista de Sarkozy para hacerse con los 6,4 millones de votantes del Frente Nacional, le ha permitido captar también una parte de los 3,2 millones votantes centristas de François Bayrou.

    Hollande ha recibido los primeros resultados en su feudo de Tulle, en la Corrèze, donde ha votado esta mañana acompañado de su pareja, Valérie Trierwiler. En Tulle, ante la catedral, se espera que haga su primera declaración. El presidente, Nicolas Sarkozy, por su parte, ha recibido los resultados en París. En el Distrito XVI de la capital ha votado esta mañana acompañado de su tercera esposa, Carla Bruni.