Cita con las urnas en Catalunya

Salut calcula que el 14-F podrán votar 14.000 contagiados y hasta 80.000 afectados por el coronavirus

Argimon dice que "sería mejor que se quedasen en casa" aunque admite que tienen derecho a votar

Simulacro de votación en un colegio electoral de Sant Julià de Ramis.

Simulacro de votación en un colegio electoral de Sant Julià de Ramis. / ACN / MARINA LÓPEZ

Se lee en minutos

ACN

El Departament de Salut calcula que este domingo 14 de febrero, día de las elecciones al Parlament de Catalunya, habrá entre 14.000 personas contagiadas y unas 70.000 y 80.000 afectadas por el coronavirus, ya sea por contagios o por contactos de estas. Así lo ha explicado el secretario de Salut Pública, Josep Maria Argimon, este martes en una entrevista en Catalunya Ràdio.

Argimon ha opinado que "sería mejor que se quedasen en casa", pero ha reconocido que tienen el derecho fundamental de acudir a votar.

Te puede interesar

La Generalitat ha organizado un amplio dispositivo para asegurar la máxima seguridad en la jornada electoral del 14-F, tanto para los ciudadanos que acudirán a votar como para aquellos que estarán en las mesas electorales. Así, a cada miembro de las mesas se le entregarán cuatro mascarillas quirúrgicas, una mascarilla FFP2, una pantalla facial y guantes desechables para efectuar el recuento, así como gel hidroalcohólico. Entre las 19 horas y las 20 horas deberán vestir equipos de protección individual (EPIs) de alta seguridad porque en esta franja horaria es cuando se recomienda el voto de positivos por covid-19 o contactos estrechos.

Por lo que respecta a los votantes, las colas para ejercer el derecho al voto se harán en la calle y se entrará de uno en uno para votar, respetando la distancia mínima de un metro y medio. Los circuitos serán de sentido único. El uso de la mascarilla será obligatorio, así como de gel hidroalcohólico. Habrá personal de seguridad sanitaria controlando que se respeten las medidas. La recomendación es llevar el voto preparado desde casa para agilizar el proceso. Se desinfectarán a menudo todos los espacios, habrá menos mesas que de costumbre, que deberán esta separadas dos metros entre ellas , y los locales serán más amplios y bien ventilados. Se han previsto tres franjas horarias para evitar el riesgo de contagio.