Ir a contenido

INICIATIVA EDUCATIVA

Save the Children explica cómo hablar de sexo con los hijos

EL PERIÓDICO distribuye este domingo una guía de educación sexual realizado por la oenegé

Los expertos destacan la importancia de tratar el tema en el entorno familiar

Anton Rosa

Portada y contraportada de la guía de educación sexual de Save the Children.

Portada y contraportada de la guía de educación sexual de Save the Children.

“Aún existe tabú en torno a la sexualidad”, explica Carmela del Moral, analista jurídico de derechos de infancia en Save the Children. La oenegé presenta este domingo con EL PERIÓDICO un resumen de la guía de educación sexual para padres que pretende que hablar de sexo en familia sea más fácil. El objetivo del manual es prevenir abusos sexuales y educar a los niños en torno a conceptos como el consentimiento, la autonomía o la igualdad entre sexos.

¿Qué es masturbarse? o ¿me vendrá la regla? son algunas de las preguntas complicadas con las que todo padre se podría encontrar y para las que la guía propone respuestas sencillas. El manual insiste también en la importancia de adecuar el discurso a la edad del menor y de hablar de la sexualidad como una forma de ser, expresarse y relacionarse.

“Los niños están expuestos a modelos de sexualidad para los que no están preparados. Por eso es esencial poder hablar de sexo en el entorno familiar”, asegura del Moral. Según la analista, el consumo de pornografía puede generar una percepción de las relaciones íntimas en los menores capaz de condicionar su futura vida sexual.

La guía 'Respuestas fáciles a preguntas difíciles' propone una educación integral desde casa dividida en cuatro etapas. El periodo inicial empieza con los primeros años de vida del menor. En esta fase es importante establecer una forma de afección segura y basada en la confianza entre padres e hijos.

El inicio del cole

La segunda etapa comprende de los 3 a los 6 años. Los menores empiezan el colegio y con ello a relacionarse diariamente con otros niños. Aquí es esencial insistir en el mensaje de que cada persona es única: Las niñas pueden jugar con coches y los niños con princesas. Todas las posibilidades son validas y se deben respetar.

El tercer periodo comprende la educación primaria en la escuela. Este es el momento para anticiparse a la adolescencia y prepararlos para los cambios que están por venir. Los padres deben dar importancia a conceptos como la diversidad o que cada uno tienen un ritmo diferente de crecimiento.

La última fase de la educación sexual es la más temida por los padres. Durante los estudios de secundaria entra en escena la adolescencia. Los niños empiezan a convertirse en adultos: experimentan cambios físicos y  se pueden generar problemas con la imagen y la autoestima. La pubertad requiere sobre todo paciencia.

Primeros encuentros sexuales

En esta etapa, los menores puede que se enfrenten a sus primeros encuentros sexuales. Tener confianza para hablar de su experiencia con los padres para resolver dudas es esencial en este punto. “Si no han recibido esta educación desde pequeños puede que sea un poco tarde para hacerlo de forma adecuada”, señala del Moral. Por esta razón, la analista insiste en la importancia de formar a los hijos desde los primeros momentos en casa.

Según la guía, la educación sexual es inevitable, necesaria e insustituible. Ante estas premisas, el papel de los padres es determinante en asegurar que los hijos disfruten en un futuro de una vida sexual sana. Las tres funciones esenciales que deben cumplir los progenitores son anticiparse a los cambios, adecuarse a la necesidades peculiares del menor y asegurarse de que los hijos han entendido el mensaje.

El último informe de Save the Children sobre los abusos sexuales a niños en España hacía saltar las alarmas. El estudio 'Ojos que no ven' mostraba la evidencia que una de las mejores formas de prevenir este maltrato era mediante una buena educación sexual.

'Respuestas fáciles a preguntas difíciles' busca, entre otros objetivos, evitar los abusos de los menores

'Respuestas fáciles a preguntas difíciles' pretende evitar que se produzcan estos abusos formando a “niños empoderados, más autónomos y conocedores de su sexualidad”, explica del Moral. Además, la analista cree que es importante transmitir a los padres el mensaje que hablar de sexo no es únicamente genitales, encuentros y prevención de embarazo y de enfermedades de transmisión sexual. “El sexo también es afectividad y apego desde la infancia. Es un mundo que transciende de lo meramente bilógico y genital que se explica en la escuela”, asegura.

La versión íntegra de la guía elaborada por Save the Children se encuentra en la página web de la oenegé e incluye una serie de vídeos donde el autor del manual, Daniel Santacruz, pone ejemplos y explica cómo hacer frente a estas preguntas difíciles de forma sencilla.

0 Comentarios
cargando