Ir a contenido

COMPETENCIAS BÁSICAS

La asignatura pendiente de la formación científica

Es la única materia con una puntuación inferior a 70 en las pruebas de evalución

A. M. / BARCELONA

Realización de las pruebas de competencias básicas de cuarto de ESO en un instituto de Barcelona, el pasado febrero.

Realización de las pruebas de competencias básicas de cuarto de ESO en un instituto de Barcelona, el pasado febrero. / FERRAN NADEU

El conocimiento científico-tecnológico, una prueba que realizan solo los alumnos de cuarto de ESO, ha obtenido los peores resultados en los exámenes de competencias básicas realizados este año en Catalunya. Concretamente, los estudiantes han cosechado una nota media de 65,9 sobre 100, peor incluso que los 67,2 del año anterior, una situación "preocupante", según ha explicado Joan Mateo, presidente del Consejo Superior de Evaluación del Sistema Educativo.

Hay además un 15,5% de estudiantes situados en la franja de "nivel bajo", por encima del umbral del 15% que recomienda la UE, y solo un 17,7% en el grupo de "nivel alto", el menor porcentaje de excelentes entre las cinco materias evaluadas en ese curso.

En cualquier caso, Mateo ha atribuido parte de la mala nota a que se trata de un examen bastante nuevo que aún no se prepara a conciencia en los institutos -solo se ha realizado dos veces- y también ha recordado que contrasta con los buenos resultados obtenidos en las últimas pruebas de ciencias del informe PISA.

Los resultados a largo plazo son lógicamente negativos. "Luego nos encontramos que para cursar el grado de Matemáticas o algunas ingenierías -ha dicho el presidente del Consejo Superior de Evaluación- la nota de selectividad baja hasta el 5 por falta de estudiantes. Y eso que la demanda laboral es muchísimo mejor que en otros ámbitos". Lo peor de todo, sin embargo, es que la tendencia es avanzar hacia un empeoramiento.

Según Mateo, no es cuestión de capacidad, sino de interés, y en este sentido ha puesto como ejemplo que los alumnos que escogen materias relacionadas con este ámbito obtienen notas muy positivas. Los que eligen cursar en cuarto de ESO biología, física-química y tecnología obtienen un 76 en las competencias básicas de ciencia, mientras que quienes no eligen ninguna materia científica se quedan en un mediocre 59. El problema, ha añadido Mateo, es que el primer grupo solo supone el 7% del alumnado total, con tendencia a un retroceso mayor.

Una de las claves es lograr la implicación de las chicas. Hoy en día cursan menos materias científicas que sus colegas varones 

Además, al margen de la nota que luego obtuvieron en el examen, un 49,9% de los chavales consideraron que la prueba era difícil y un 29% que era muy difícil.

UN EXAMEN DE MEDIO NATURAL

Para reforzar la base del aprendizaje científico, el secretario de Polítiques EducativesAntoni Llobet, ha avanzado que se está estudiando la incorporación de un examen sobre medio natural en las pruebas de sexto de Primaria.

El Departament d'Ensenyament, ha dijo Llobet, trabaja asimismo "para favorecer el interés de los alumnos por el ámbito de la ciencia y la tecnología". El eje fundamental es el programa STEMcat, en fase de concreción, que entre otras medidas incluye programas de formación para profesores y diversos incentivos para que estas materias resulten "más estimulantes incluso desde P3", como ha dicho el secretario de Polítiques Educatives. 

"Debemos favorecer el interés por desvelar estos ámbitos desde pequeños", ha afirmado Mateo. Uno de los grandes "retos" es lograr la implicación de las chicas, que actualmente cursan menos asignaturas científicas y obtienen peores notas.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.