IRPF

¿Cómo saber si estoy obligado a presentar la declaración de la renta en 2021?

Ciudadana con un técnico de Hacienda.

Ciudadana con un técnico de Hacienda.

Se lee en minutos
El Periódico

La campaña de la declaración de la renta está en marcha desde el pasado 7 de abril hasta el próximo mes de junio y muchos ciudadanos se preguntan si están obligados a presentarla o no. La duda se acentúa cuando el trabajador se ha visto afectado por un Erte debido a la pandemia por coronavirus.

Cualquier trabajador, por cuenta propia o ajena, pensionista y, en definitiva, toda persona que haya percibido ingresos durante 2020 debe pasar por este trámite, siempre y cuando se cumplan con unos baremos que no han variado respecto a la campaña del ejercicio anterior.

Como recoge la Agencia Tributaria, las personas que hayan tenido unos ingresos inferiores a los 22.000 euros o 14.000 euros -dependiendo del número de pagadores y la cantidad recibida - no tienen la obligación de presentar la declaración de la renta en 2021. En cualquier caso, se recomienda consultar el borrador de la renta porque podría tener un resultado negativo a favor de la persona y, en este caso, Hacienda estaría en la obligación de abonar una cantidad de dinero a la persona. También se puede realizar una simulación a través de Renta web Open.

Están obligadas a presentar la declaración de la renta en 2021, todas las personas que hayan ingresado más de 22.000 euros en 2020 procedentes de un único pagador o 14.000 euros de varios pagadores. En este caso, la suma de los ingresos percibidos por el segundo y el resto tienen que superar los 1.500 euros al año. Por último, también están obligados a rendir cuentas con Hacienda todos aquellos que reciban pensiones compensatorias del cónyuge o si el pagador no está obligado a hacer retención (o esta tiene un tipo fijo).

Erte por covid

Noticias relacionadas

Aunque los criterios generales no varían respecto a anteriores ejercicios, la situación de muchos trabajadores ha cambiado durante 2020 por haber estado en Erte. La entidad que abona la prestación, en este caso el SEPE, se considera segundo pagador a efectos tributarios y, por tanto, los trabajadores que la reciban tienen que regirse por la normativa vigente para dos o más pagadores. La obligatoriedad de presentar la declaración dependerá, en última instancia, de los ingresos del contribuyente.

Ante cualquier duda, hay teléfonos a disposición del contribuyente a los que se puede recurrir.