Rehabilitación energética

¿Qué obras te pueden ayudar a reducir la factura de la luz en casa? Te contamos 10

Existen múltiples actuaciones que permiten disminuir el consumo de energía en el hogar hasta un 30% como mejorar el aislamiento térmico, apostar por tecnologías eficientes, introducir el control domótico…

BBVA facilita la tramitación de las ayudas europeas disponibles para mejorar la eficiencia energética de una vivienda

La rehabilitación energética de edificios reduce la factura de la luz

La rehabilitación energética de edificios reduce la factura de la luz / Shutterstock

4
Se lee en minutos
V.F

La rehabilitación energética de una vivienda requiere de una inversión importante, pero conlleva toda una serie de ventajas a corto, medio y largo plazo. Mejora el confort y la calidad de vida de sus habitantes, supone un ahorro en la factura de la luz, aumenta el valor patrimonial del edificio, alarga su vida útil y mejoran las opciones de venta o alquiler. Pero los beneficios, además, también incluyen al planeta. Una vivienda energéticamente eficiente es la mejor aliada para combatir el cambio climático.

El gasto energético de los edificios residenciales en España pone de manifiesto la necesidad de adoptar medidas para revertir unos datos que no son positivos. El parque de viviendas consume el 30% del total de la energía, un porcentaje mucho mayor que en el resto de Europa, sobre todo porque cerca del 81% de los edificios tienen una calificación energética que se sitúa entre la E y la G, es decir, que son muy poco eficientes.

¿La buena noticia? Existe mucho margen de mejora y, en este sentido, los fondos Next Generation UE pueden ser el pistoletazo de salida para emprender el cambio a través de la rehabilitación energética de edificios y viviendas.

10 obras para mejorar la eficiencia energética

Estas son 10 obras de rehabilitación energética que se pueden realizar tanto en el exterior de un edificio como en el interior de una vivienda para ganar en sostenibilidad, eficiencia y confort:

Ayudas para reducir el consumo energético un 30%

Con la llegada de los fondos Next Generation EU es posible acceder a subvenciones para introducir cambios en los edificios y las viviendas que permitan mejorar la eficiencia energética e integrar las fuentes renovables, descarbonizar la calefacción y la refrigeración, contribuir a la digitalización y generar el modelo de gestión ‘llave en mano’.

Todo ello a través de las diferentes ayudas incluidas en el ‘Programa de rehabilitación para la recuperación económica y social en entornos residenciales’ del Gobierno español, que buscan reducir de media el 30% del consumo de energía no renovable.

Con algunas obras se puede reducir el consumo energético del hogar

/ Shutterstock

Aunque no suele ser el elemento que más llama la atención, el cambio a un concepto ‘llave en mano’ puede ser fundamental para que muchas comunidades de vecinos se atrevan a dar el paso. Y es que al agrupar los distintos servicios para la ejecución de las rehabilitaciones se reducen los trámites y el papeleo. 

Entidades financieras como BBVA ya ofrecen este tipo de solución de la mano de diversos acuerdos con socios estratégicos. Gracias a ello, pueden ofrecer un servicio que engloba la búsqueda y tramitación de subvenciones, así como la posibilidad de solicitar al banco una propuesta para la financiación de los proyectos, incluyendo el anticipo de la subvención.

Beneficios económicos para obras de rehabilitación energética

Y en cuanto a ventajas económicas, existen tres aspectos a tener muy en cuenta si se quieren llevar a cabo obras de rehabilitación en un edificio o una vivienda:

  • Ayudas europeas: El presupuesto destinado por parte de la UE en España para la rehabilitación de viviendas es de 1.151 millones de euros, que deben posibilitar hasta 160.000 actuaciones de reforma durante los próximos ocho años. Estas ayudas son de carácter retroactivo y podrán acogerse quienes hayan realizado reformas a partir del 1 de febrero de 2020. Además BBVA ya dispone de soluciones de financiación exclusivas para el anticipo de la subvención concedida o para financiar aquella parte de la inversión no cubierta por la subvención.

  • Ventajas fiscales en el IRPF: Las ayudas se complementan con la aplicación de ventajas fiscales en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) para rehabilitaciones en edificios efectuadas entre el 6 de octubre de 2021 y hasta el 31 de diciembre de 2022. La deducción será del 20% para obras de eficiencia de la vivienda habitual o alquilada, siempre que se reduzca al menos un 7% la demanda de calefacción y refrigeración. Del 40% para obras en la vivienda que contribuyan a una reducción de al menos un 30% del consumo de energía primaria no renovable. Y del 60% por obras de rehabilitación que mejoren la eficiencia energética en edificios residenciales que reduzcan en un 30% como mínimo la energía no renovable.

  • Deducción del IVA: Para obras de rehabilitación de edificios u obras de renovación o reparación de viviendas, existe una deducción del 10% del IVA para dos casos concretos. Para las obras de consolidación o el tratamiento de elementos estructurales, fachadas o cubiertas, así como obras de albañilería, fontanería o de mejora de eficiencia energética, entre otras. Y para las obras de renovación y reparación de viviendas en edificaciones donde al menos el 50% de la superficie construida se destine a viviendas.

Rehabilitación de edificios, en Barcelona

/ EPC

De esta forma, se podría decir que en estos momentos confluyen todos los parámetros para que se ponga por fin en marcha la rehabilitación del parque residencial en España con la vista fijada en la sostenibilidad: la necesidad (reducir las emisiones para avanzar hacia la neutralidad de carbono), la tecnología (con múltiples soluciones eficientes) y el apoyo económico (con las ayudas europeas y la financiación de BBVA). Ahora es ya solo cuestión de voluntad y de compromiso con el planeta.