Mesa redonda

El sector logístico fija sus grandes retos: resiliencia y sostenibilidad

Los participantes en la mesa redonda organizada en la redacción de EL PERIÓDICO. De izquierda a derecha, Pere Navarro, delegado especial del Estado en el CZFB y presidente del SIL; Mickael Devena, vicepresidente de    Project44; Blanca Sorigué; directora general del CZFB y del SIL; Ignasi Sayol, presidente de PIMEC Logística; José Luis Haro, responsable de Economías Locales Emergentes del AMB; y Pere Roca, CEO de Geever.

Los participantes en la mesa redonda organizada en la redacción de EL PERIÓDICO. De izquierda a derecha, Pere Navarro, delegado especial del Estado en el CZFB y presidente del SIL; Mickael Devena, vicepresidente de    Project44; Blanca Sorigué; directora general del CZFB y del SIL; Ignasi Sayol, presidente de PIMEC Logística; José Luis Haro, responsable de Economías Locales Emergentes del AMB; y Pere Roca, CEO de Geever. / Ricard Cugat

  • El auge del comercio electrónico, multiplicado durante la pandemia, ha puesto de relieve la existencia de un actor clave para que el sistema funcione: la cadena logística.

  • Un sector que tiene por delante toda una serie de desafíos, tal y como se puso de manifiesto en esta mesa redonda organizada por EL PERIÓDICO y el Consorci de la Zona Franca de Barcelona

  • Un encuentro que sirvió como preludio del Salón Internacional de la Logística (SIL), que retorna a la presencialidad del 31 de mayo al 2 de junio

7
Se lee en minutos
Eduard Palomares

El comercio electrónico sigue mostrando una tendencia al alza que no parece que tenga freno. Pero más allá de lo aparece en las pantallas, y de los productos recibidos en casa, detrás del escenario aparece un elemento indispensable para que todo el sistema funcione: la cadena logística. Un sector clave no solo para la economía y el consumo, sino también para la configuración de las ciudades y la lucha contra el cambio climático.

Aprovechando la celebración del Salón Internacional de la Logística (SIL), del 31 de mayo al 2 de junio en el recinto ferial de Montjuïc, EL PERIÓDICO y el Consorci de la Zona Franca de Barcelona (CZFB) organizaron una mesa redonda para hablar de los retos, de las mejoras y las perspectivas del sector logístico. Participaron Pere Navarro, delegado especial del Estado en CZFB y presidente del SIL; Ignasi Sayol, presidente de PIMEC Logística y CEO de Inprous; Mickael Devena, vicepresidente de Project44 para el sur de Europa y Latinoamérica; Blanca Sorigué; directora general del Consorci de la Zona Franca de Barcelona y del SIL; Pere Roca, CEO y cofundador de Geever; y José Luis Haro, responsable de Economías Locales Emergentes en la Agencia de Desarrollo Económico del AMB.

Debate sobre los retos de la logística y el comercio electrónico

Todos los participantes coincidieron en señalar que la pandemia ha servido para dar visibilidad a la cadena logística y poner de manifiesto su importancia, pero también para resaltar su vulnerabilidad, ya que la globalización hace que un incidente en un puerto de China o en Canal de Suez colapse todo el sistema. Por eso, dos ideas clave para contrarrestar los efectos. Por un lado, incrementar la resiliencia de la cadena, contemplando todos los escenarios posibles y elaborando planes alternativos. Por el otro, revertir parte de este deslocalización de la producción, acercando la industria y, con ella, el transporte.

Cercanía con el consumidor

Una idea que supo resumir Pere Navarro: "Todo esta interrelacionado: el comercio, la logística, el sector inmobiliario, la configuración urbana, la movilidad, la contaminación, los temas laborales… El auge del comercio electrónico, y con él la logística, afecta a nuestra forma de vida y esto es lo que queremos debatir en el SIL. Debemos intentar fabricar más cerca, revirtiendo la globalización de las últimas décadas. Así mejoras la cadena logística y la acercas al usuario final, con rapidez, creando riqueza en tu territorio y con menos emisiones". 

“Debemos fabricar más local y acercar la cadena logística al consumidor, con menos emisiones”

Pere Navarro. Delegado especial del Estado en el CZFB

La sosteniblidad es, sin duda, uno de los ejes que debe marcar el futuro del sector logístico, como actor clave para mitigar el cambio climático. Y para ello hay que apelar a un modelo híbrido. "La fabricación de proximidad es clave, pero también acercar toda la cadena logística. ¿Dónde deben estar ubicados los estocs? Nosotros creemos en un modelo de distribución formado por 'microhubs', a 750 metros como máximo de cualquier usuario, que permita al usuario acudir a recogerlo o realizar un reparto de última milla sostenible", apuntó Pere Roca.

En este sentido, el papel del comercio tradicional debe ser fundamental para mejorar la eficiencia, según Ignasi Sayol: "En Pimec consideramos que debe producirse una convergencia entre la tienda física y la 'on line', porque al fin y al cabo estamos hablando de comercio. La red de entrega y distribución de los comercios tradicionales es la más eficaz y, además, ya existe. Este modelo permitiría conectar a los productores de proximidad con el consumidor, además de hacer compatible el modelo de compra actual –sobre todo de los más jóvenes– con las necesidades de sostenibilidad".

“La convergencia entre la tienda física y la ‘on line’ permitirá una distribución más eficaz”

Ignasi Sayol. Presidente de PIMEC Logística y CEO de Inprous

Concepto innovador

Para ello, la tecnología y la digitalización debe aportar un cambio de concepto, uniendo la libertad de elección con una conciencia del impacto sobre el planeta que genera. "La innovación en logística es necesaria para repensar un modelo globalizado que ha funcionado un tiempo. Pero ahora toca promover una regionalización y territorialidad más estratégica, que proteja la cohesión social que nos ofrece el pequeño comercio y nos permita afrontar el reto medioambiental. Sin el sector logístico no podremos avanzar en el reciclaje, la reutilización o la economía circular", avisó José Luis Haro.

Mickael Devena mostró un claro ejemplo de cómo la tecnología puede ayudar a incrementar en gran medida la eficiencia en la cadena . "Saber a tiempo real dónde esta un producto a lo largo de toda la cadena logística te permite tomar las mejores decisiones y monitorizar los consumos, tiempos, última milla, optimizar la capacidad… Gracias a los datos, además, podemos visualizar qué emisiones genera cada modo de transporte y valorar el uso del tren o camiones eléctricos. Además, esto te permite implicar al consumidor, para que pueda elegir que método de entrega prefiere en base no solo al precio, sino al impacto ambiental".

Los participantes en la mesa redonda sobre logística posan en las instalaciones de El Periódico.

/ Ricard Cugat

Pero para que la innovación y la tecnología actúen como trampolín debe haber inversión, avisó Blanca Sorigué. "En nuestro 'Barómetro de la logística' se refleja un aspecto que debe cambiar: la inversión prevista en digitalización por parte del sector logístico todavía es baja. Por eso, uno de los temas de debate que queremos poner encima de la mesa es cómo los fondos europeos Next Generation puede ayudar a la logística a hacer esta transición hacia la sostenibilidad", remarcó la directora del SIL.

En este mismo sentido, Sayol expresó el sentir de las pymes catalanas que se enmarcan dentro de toda la cadena logística: "Hay que pensar cómo podemos facilitar la transformación, porque el empresario tiene la voluntad, pero las medidas que se tomen desde la administración pública deben ser lógicas y que tengan en cuenta los planteamientos empresariales. Por ejemplo, introducir el concepto de vehículo por tiempo que contamina, porque no es lo mismo adquirir una furgoneta eléctrica si se usa durante toda la jornada o solo dos veces al día".

“Los fondos europeos pueden ayudar al sector a hacer una transición a la sostenibilidad”

Blanca Sorigué. Directora general del CZFB y del SIL

El valor del sector

En cualquier caso, una cosa tuvieron clara todos los participantes en la mesa redonda: es necesario poner en valor la cadena logística que está detrás de cada acción de compra, para que el usuario sea consciente del impacto y pueda contribuir a su sostenibilidad. "Hay que visibilizar el coste y el impacto ambiental que tiene la logística, que nos vean como un producto, para que el consumidor pueda seleccionar la ruta en base a su impacto", apuntó Sorigué. Y José Luís Haro añadió: "La regulación puede ayudar a visibilizar el coste e impacto del transporte".

Noticias relacionadas

Si esto se consigue, Devena está convencido de que "puede cambiar la mentalidad del consumidor, ya que podrá ver con datos reales el impacto que genera su decisión de compra". Por su parte, Roca reclamó también un cambio del modelo de distribución: "No se trata solo de cambiar las flotas a eléctricas, porque seguirá habiendo congestión. Tenemos que buscar fórmulas imaginativas para aprovechar la infraestructura actual, como reconvertir plazas de aparcamiento en centros de recogida". 

Y Navarro concluyó: "Tenemos muchos retos por delante para hacer que el modelo de comercio electrónico y la cadena logística que hay detrás sea más eficiente. El SIL es el momento adecuado para debatir todos los cambios que están por venir y estoy seguro que las soluciones que salgan de este encuentro serán positivas".

El SIL, una plataforma para dar visibilidad a la logística

Después de dos años de paréntesis a causa de la pandemia, el Salón Internacional de la Logística (SIL) vuelve a Montjuïc del 31 de mayo al 2 de junio, con el foco puesto en los grandes desafíos que afronta la industria. "El salón ha sido siempre un reflejo del sector y una plataforma de visibilización de los retos que tenemos sobre la mesa, que en esta edición se agrupan en cuatro grandes ejes: innovación 4.0, digitalización, sostenibilidad y talento", explicó su directora, Blanca Sorigué. 

Además de agrupar a empresas que representan toda la cadena logística, el SIL 2022 potencia su área de conocimiento e innovación a través del Startup Innovation Hub. Y refuerza su compromiso con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas.

"Esta edición va a ser más trascendente que nunca, porque hablaremos de cómo puede evolucionar el sector logístico y cómo afecta eso al conjunto de la sociedad", remarcó Pere Navarro, presidente del SIL.

Temas

Logística