Nueva propuesta

Reforma de los autónomos: Escrivá baja las cuotas más altas y sube la mínima

  • La Seguridad Social plantea una cuota máxima de 991 euros y la más baja de 214 euros e introduce más gastos deducibles para calcular a la baja las cotizaciones

Reforma de los autónomos: Escrivá baja las cuotas más altas y sube la mínima
4
Se lee en minutos
Gabriel Ubieto
Gabriel Ubieto

Redactor

Especialista en Mercado laboral, empresas, pensiones y las diferentes derivadas del mundo del trabajo

Escribe desde Barcelona

ver +

Menos cuota para los autónomos que más ganan, más cuota para los que pagan la mínima y rebaja para las capas intermedias. Estas es la nueva propuesta que el Ministerio de Inclusión y Seguridad Social ha presentado este martes a las organizaciones más representativas entre el colectivo, que también introduce una redefinición de los conceptos deducibles para calcular la cuota. El equipo de José Luís Escrivá ha planteado a ATA, UPTA y UATAE que el tramo más alto de rendimientos baje de una cuota de 1.266 euros a 991 euros al mes (275 euros menos) y la mínima pase de 184 euros a 214 euros (30 euros más), según explican fuentes conocedoras. Actualmente la cuota mínima está en 294 euros mensuales (80 euros menos de la que propone Escrivá) y cubre a ocho de cada 10 autónomos afiliados al RETA. Pues según la actual normativa los autónomos pagan según la cuota que eligen, independientemente de los ingresos que tengan.

El planteamiento inicial era un esquema de 13 tramos de ingresos brutos según el cual los autónomos calcularían su cuota mensual según en cual de los tramos estuvieren sus ingresos. Ahora la Seguridad Social ha redefinido los tramos, introduciendo ligeras rebajas entre las capas medias-bajas y eliminando los dos últimos tramos que más ganan, lo que deja 11 tramos. Además, los trabajadores por cuenta propia podrán sumar gastos que hasta ahora no estaban contemplados como deducibles como gastos de trabajo y así podrán calcular a la baja sus cotizaciones mensuales, según coinciden varias fuentes del diálogo social. 

Escrivá también ha traslado a las organizaciones una nueva propuesta de tramos que rebaja la cuota para aquellos que acrediten rendimientos netos de entre 900 y 1.500 euros mensuales. A estos se les baja la cuota respecto a la anterior oferta de entre 30 y 20 euros y deberán pagar una cuota de entre 264 y 392 euros (una vez el sistema esté plenamente en vigor en 2031). Los que salen más beneficiados tras las modificaciones son los autónomos que más facturen. Para aquellos que tengan rendimientos netos superiores a 3.620 euros mensuales antes tenían que pagar entre 1.123 y 1.266 euros y ahora pagarían 991 euros de cuota al mes. Se mantiene la tarifa plana de 70 euros durante los dos primeros años.

Acercamiento a ATA

Los autónomos de ATA, vinculados a la CEOE, han salido moderadamente satisfechos del cónclave, pues consideran que las modificaciones "vienen a decir lo que nosotros estamos reivindicando", según ha manifestado la vicepresidenta de ATA, Celia Ferrero. ATA ha sido la organización más beligerante con la propuesta de Escrivá y con la última propuesta la Seguridad Social cede y pretende un acercamiento que posibilite el acuerdo, aunque todavía existen diferencias de calado, por el trato a los autónomos societarios o la obligación de pagar cuota para aquellos trabajadores por cuenta propia que no declaren ingresos; entre otros.

No obstante, el aumento de las cuotas más bajas aleja a UATAE y UPTA, afines a CCOO y UGT respectivamente. "La propuesta que nos hace el Gobierno es insuficiente", ha declarado el presidente de UPTA, Eduardo Abad, que pretende mayores ahorros de costes para los autónomos con ingresos de entre 700 y 1.125 euros mensuales. "Entendemos que los tramos superiores son los tienen que hacer un mayor esfuerzo contributivo para que los tramos inferiores tengan que reducir su esfuerzo contributivo", ha añadido. Desde la Seguridad Social insisten que con su reforma dos de cada tres autónomos pagaran igual o menos de lo que pagan ahora. "Subir la cuota a quien menos ingresa para perdonarle 500 millones de euros a los tramos más altos va en contra de la filosofía de justicia y solidaridad que debe inspirar una reforma de las cotizaciones de autónomos. Valoramos con preocupación la propuesta de hoy", afirman desde UATAE.

¿Qué se entiende por ingresos reales?

Noticias relacionadas

La definición final de qué conceptos computan como rendimientos brutos y cuales pueden descontarse como gastos de trabajo para sacar los rendimientos netos es la clave de bóveda de la reforma. Aquí Seguridad Social ha movido ficha, ante la presión de las organizaciones. "Tras analizar las propuestas enviadas por las asociaciones de autónomos, el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ha realizado sustanciales modificaciones respecto a los últimos planteamientos, en respuesta a las diferentes peticiones de los interlocutores sociales", afirman desde el departamento de Escrivá.

En la reunión de este martes Seguridad Social ha planteado eliminar las amortizaciones y las previsiones que se contemplaban inicialmente como factores dentro del sistema de cómputo. Otra variable que se está estudiando es restar al resultado final de rendimientos netos un 5% en concepto de gastos corrientes. No obstante, la lista final no está clara, las partes están a la espera de la nueva propuesta por escrito de Escrivá y las negociaciones continúa. En principio la intención del Gobierno es tenerla aprobada antes del verano del 2022, para que entre en vigor progresivamente a partir del 2023 y esté plenamente en marcha en el 2031.