plan recuperación

Bruselas da luz verde a España a gastar 30 millones del Next Generation EU en mejorar el transporte ferroviario

Según la Comisión Europea el plan español para mejorar la interoperabilidad del sistema ferroviario de mercancías es “necesario” y “proporcionado”

Bruselas da luz verde a España a gastar 30 millones del Next Generation EU en mejorar el transporte ferroviario
1
Se lee en minutos
Silvia Martinez
Silvia Martinez

Periodista

ver +

El Gobierno español tiene vía libre de la Comisión Europea para utilizar 30 millones de euros del programa de fondos Next Generation EU para eliminar las barreras a la interoperabilidad en el transporte ferroviario de mercancías. Según el análisis de Bruselas, el esquema propuesto por España es “necesario y proporcionado”, permitirá mejorar la interoperabilidad y promoverá el uso de este modo de transporte, menos contaminante que el transporte por carretera, lo que permitirá a su vez reducir la congestión vial beneficiando al medio ambiente y la movilidad.

Noticias relacionadas

El plan, que tiene como objetivo promover el cambio modal del transporte de mercancías de la carretera al ferrocarril, se financiará a través de subvenciones directas para financiar la mejora de los equipos de abordo del Sistema Europeo de Gestión del Tráfico Ferroviario (ERTMS). Las ayudas también servirán para financiar otras medidas para eliminar las barreras a la interoperabilidad ferroviaria como la instalación del sistemas de reducción de ruido y ejes de ancho variables en los vagones de mercancías, así como la adopción de las locomotoras a diferentes voltajes.

Según ha destacado el Ejecutivo comunitario, la iniciativa española cumple con los objetivos del Plan de Recuperación y Resiliencia de España, la Estrategia de Movilidad Sostenible e Inteligente y el Pacto verde europeo. No solo porque es “necesario y proporcionado”, sino porque además las ayudas tendrán un “efecto incentivado” ya que los beneficiarios no realizarían las inversiones si no hubiera ayudas públicas. Por ello, concluye Bruselas, “la medida contribuirá a la coordinación del transporte y facilitará la transferencia del transporte de mercancías de la carretera al ferrocarril, en consonancia con los objetivos políticos de la UE, sin distorsionar indebidamente la competencia en el mercado único”.