Evolución turística

La rentabilidad hotelera mejora pero sigue lejos de los niveles del 2019

Los hoteles duplicaron los ingresos del 2020 con una ocupación del 31,6%, lejos del 75% del 2019

Turistas en un hotel de Barcelona.

Turistas en un hotel de Barcelona.

3
Se lee en minutos
Eduardo López Alonso
Eduardo López Alonso

Periodista.

Especialista en distribución, comercio, industria, lobis, empresas, farmacéuticas, sector inmobiliario, telecomunicaciones, innovación, logística, infraestructuras, consumo, transporte, energía, sostenibilidad...

Escribe desde Barcelona

ver +

La rentabilidad hotelera en España mejoró el pasado año pero sigue lejos de los niveles del 2019 por la persistencia de restricciones a la movilidad internacional y la caída del turismo extranjero. El 'Barómetro hotelero' elaborado por la consultora Cushman & Wakefield y STR asegura que la industria hotelera española duplicó el pasado año los ingresos con una ocupación global del 31,6%, frente a la del 18,8% del 2020 (el 75% en el 2019). Este incremento de la ocupación y el mantenimiento de precios permitió elevar el RevPAR (ingresos por habitación disponible) hasta los 35,9 euros, cuando en 2020 fue de 17,9 euros (de 86 euros en el 2019).  

Aunque los expertos del sector reconocen que se está registrando una "recuperación sólida" y que la situación dista mucho de la que existía antes de la pandemia. En aquellos momentos, el indicador de RevPAR era de 86 euros y el ADR (precio medio diario) de 114 euros. En el 2021 el ADR alcanzó los 113,6 euros, un 20% más que en 2020. "Este último indicador es el que se ha mantenido en niveles altos a pesar de la pandemia, demostrando la voluntad de las cadenas hoteleras por mantener precios a pesar de las dificultades generadas por la baja ocupación", explica el informe de C&W.

El destino con mejor ADR (precio medio diario) y RevPAR es Marbella, con 272 euros y 80 euros, respectivamente. Por su parte, Madrid logra mejores ocupaciones que Barcelona, 35% frente a 30,9%, y también mejor rentabilidad por habitación (35 euros frente a 31 euros). En Barcelona todavía muchos establecimientos siguen cerrados por la falta de turismo internacional.

Málaga es la única ciudad que logró superar el 50% de ocupación en el global del ejercicio 2021. La Costa del Sol se ha mostrado especialmente resiliente a la pérdida de turismo extranjero. Málaga logró la mejor ocupación de toda España con un 51% en el conjunto del año, que supone un crecimiento del 95% respecto a 2020. Por su parte, Marbella se queda en un 29% en ocupación, pero logra el RevPAR y el ADR más altos del toda España, 272 euros y 80 euros, respectivamente. Zaragoza y Alicante completan el pódium de las ciudades con mejores ocupaciones, con un 49% y un 46%, respectivamente. Por el contrario, las ocupaciones más bajas se han registrado en Baleares, 21% y Canarias, con un 29%. La estacionalización de Baleares explica una ocupación tan baja en el global del año. En el conjunto de España la ocupación fue del 31,6% en 2021, cuando en 2020 fue del 19%, mientras que en 2019 llegó al 75%.

La actividad alcanzada durante la temporada veraniega que se alargó hasta septiembre-octubre fue muy buena, según la mayor parte de los empresarios hoteleros, pero la llegada de la variante Omicron a final de año volvió a frenar las expectativas de crecimiento. Albert Grau, socio y codirector de Cushman & Wakefield Hospitality en España, considera que "los niveles de la industria de 2019 no podemos esperarlos hasta que haya una superación real de la pandemia, pero la recuperación ya se ha iniciado de forma sólida, la gran mayoría de hoteles han reabierto y la demanda demuestra que hay ganas de viajar y su capacidad de gasto es elevada. El segmento del ocio va a acelerar su actividad en cuanto el contexto lo permita y segmentos como MICE (turismo de negocios) deberán esperar un poco más, si bien es cierto que ya empezamos a ver también actividad congresual y de ferias".

Barcelona, el único destino con precios más bajos

Noticias relacionadas

El único destino que redujo sus precios el año pasado fue Barcelona. El análisis de C&W constató que los precios bajaron una media del 2,5% es Barcelona, pasando de 103 euros en 2020 a 101 euros en 2021. Para Bruno Hallé, socio y codirector de Cushman & Wakefield Hospitality en España "Barcelona y Madrid logran un ADR casi idéntico, pero la tendencia en Barcelona es bajista porque está costando recuperar el turismo internacional, especialmente americano y asiático. En cualquier caso, la industria hotelera ha hecho un esfuerzo por seguir ofreciendo un producto atractivo con precios estables, lo que posibilitará una recuperación sólida".

El Barómetro del Sector Hotelero recoge datos de 1.200 hoteles y alrededor de 150.000 habitaciones en la Península Ibérica. El estudio es fruto de la alianza entre STR, proveedor mundial de analítica y conocimiento del mercado, especialmente en el sector hotelero, y Cushman & Wakefield España, firma líder global en servicios inmobiliarios.