Inversión

La Generalitat respalda el proyecto del agroparque de Ametller en el Penedès

El Agroparc supondrá la creación de más de 3.100 puestos de trabajo entre directos, indirectos e inducidos, una inversión aproximada de 180 millones de euros

Josep Ametller durante la presentación del Agroparc Penedès.

Josep Ametller durante la presentación del Agroparc Penedès.

1
Se lee en minutos

La 'consellera' de Acción Climática, Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación, Teresa Jordà, ha visitado este jueves el proyecto del Agroparc Penedès, impulsado por Ametller Origen, con el objetivo empresarial de afrontar los retos del sector agroalimentario en Catalunya y ha mostrado su apoyo a esta iniciativa. Antes de reunirse con el consejero delegado de la empresa, Josep Ametller, la 'consellera' ha manifestado brevemente ante los medios de comunicación que la iniciativa del Agroparc le parece "muy buena noticia".

En este sentido ha explicado: "El agroparque liga con las líneas de circularidad, sostenibilidad de un sector esencial e importante en nuestra casa como el agroalimentario, con energías renovables y, por eso, desde el Govern le damos todo el apoyo posible ya que será beneficioso para el Penedès pero también para toda Catalunya".

Según Ametller Origen, el Agroparc supondrá la creación de más de 3.100 puestos de trabajo entre directos, indirectos e inducidos, una inversión aproximada de 180 millones de euros y generará una actividad productiva valorada en más de 300 millones de euros a partir del año 2027, lo que equivale al 10% del PIB del Alt Penedès.

Noticias relacionadas

El pasado 23 de diciembre, la Comisión Territorial de Catalunya informó favorablemente sobre el carácter de interés territorial del proyecto, lo que supuso el pistoletazo de salida de la tramitación administrativa y urbanística de esta iniciativa y, según la empresa, fue la primera vez que la Comisión Territorial de Catalunya informó favorablemente sobre un proyecto de interés territorial promovido por una iniciativa privada.

Cabe destacar, que el proyecto también tiene sus detractores y ya se ha constituido la plataforma Stopagroparc que, con el apoyo de Naturalistes de Gelida, Bosc Verd y Unió de Pagesos, denuncia que el equipamiento "atentará contra el paisaje y la agricultura del Penedès".