Polémica sobre las macrogranjas

El comisario europeo de Agricultura vuelve a salir en defensa de la calidad de la carne española

Janusz Wojciechowski se ha reunido este viernes con el ministro Luis Planas y con representantes de las organizaciones agrarias y cooperativas agroalimentarias españolas

El político europeo reconoce que en la UE hay un problema con la agricultura a gran escala y reitera que uno de los principales objetivos de la PAC es apoyar a los pequeños productores

Cerdos enjaulados en una macrogranja.

Cerdos enjaulados en una macrogranja. / Noah Ortega

3
Se lee en minutos
Sara Ledo
Sara Ledo

Periodista

ver +

El comisario europeo de Agricultura y Desarrollo Rural de la Unión Europea, Janusz Wojciechowski, ha vuelto a salir en defensa de la calidad de la carne española, tras las declaraciones del ministro de Consumo, Alberto Garzón, en el diario inglés The Guardian en las que cuestionaba la calidad de la carne que producen las explotaciones agrarias intensivas. Wojciechowski, que ya había hecho una declaración similar a principios de semana en una entrevista con la Agencia EFE, ha reiterado que "como comisario y como exauditor de seguridad alimentaria de la Unión Europea", puede asegurar que "no hay ninguna razón en absoluto para decir que la carne española tiene menos calidad". "Sigue los mismos estándares de producción que el resto de alimentos que se producen en la Unión Europea", ha insistido.

El representante de la Comisión Europea en materia de agricultura y ganadería está de visita en España. Este jueves visitó la isla de La Palma para conocer de primera mano el efecto del volcán sobre la agricultura, ganadería y pesca, a quienes les prometió "todos los recursos posibles de la CE para ayudar a la recuperación", y este viernes se ha reunido con el ministro de Agricultura, Luis Planas, y representantes de las organizaciones y cooperativas agrarias. Al término de estos encuentros Wojciechowski y Planas atendieron a la prensa y el comisario volvió a defender la calidad de la carne española, pero también reiteró que existe un problema con las macrogranjas y es extensible a toda la Unión Europea.

"El tamaño de las explotaciones agrarias es un tema de discusión en toda la Unión Europea. La reforma de la PAC lo que propone es buscar alternativas para este mayor dominio de las grandes granjas. Lo que hacemos es apoyar el bienestar animal, fomentar la agricultura ecológica, promover el uso de pastos permanente, formas de incentivar a los pequeños ganaderos para que no tengan que recurrir a la ganadería intensiva", ha explicado Wojciechowski. "En España, la media de las explotaciones ganaderas es de 23 hectáreas, pero la mayoría es más pequeña. Dos terceras partes no superan las 10 hectáreas y el 80% no supera las 20 hectáreas. Por tanto, tenemos que tener las herramientas a nuestra disposición para que los agricultores más pequeños no tengan que desaparecer, como los pagos redistributivos", ha añadido.

Precisamente, en esta línea se han dirigido desde la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG), que ha pedido a Gobierno y Unión Europea que pongan freno "al proceso de uberización del campo y a la puesta en marcha de de macrogranjas" que "amenaza al modelo social y profesional de la agricultura y ganadería, mayoritario en Europa, según han indicado en un comunicado. “Si el nuevo modelo de oligopolios empresariales se impone, España camina hacia una agricultura sin agricultores”, ha afirmado su secretario general, Miguel Padilla.

Campaña política del PP

Noticias relacionadas

Por su parte, el ministro Luis Planas ha calificado el debate entorno a la calidad de la carne española de campaña política orquestada por el Partido Popular para ganar votos en las elecciones de Castilla y León. "Lamento que algunos solo hablen de ganadería y agricultura cuando hay campaña electoral. El balance del PP en ganadería y agricultura son dos posados de fotografía, ese es todo el interés, y contrasta con las más de 500 reuniones que he tenido como ministro con el sector (...) ¿Por qué crear esta polémica ahora? Porque hay unas elecciones autonómicas y a la dirección del PP le interesa crear este conflicto", ha asegurado Planas.

Planas ha reconocido que no ha hablado con el ministro Garzón tras sus declaraciones en el rotativo británico. "Ni él me ha llamado, ni yo le he llamado", ha dicho al ser preguntado por la comunicación entre ambos, pero también ha añadido que "el mundo no gira respecto a este tema" y ha descartado que esas "declaraciones inexactas" hayan tenido ningún efecto negativo en las ventas, según le habían confirmado las distintas oficinas comerciales españolas en el exterior. "Lo que más me preocupa es el desconocimiento profundo sobre la realidad de este sector (...) pero esta polémica en unos días pasará y continuaremos trabajando por el futuro", ha añadido.