Proyecto U-Space

A 120 metros de altura y con puertos verticales: los corredores aéreos de Transportes para drones desde 2023

  • Enaire, el gestor de navegación aérea nacional, espera tener listo para ese año el sistema de control que permita a 10.000 aparatos aéreos no tripulados volar a la vez

El brutal avance de la tecnología ha abierto una nueva era de la navegación aérea.

El brutal avance de la tecnología ha abierto una nueva era de la navegación aérea. / EPE

4
Se lee en minutos
Roberto Bécares

¿Se imagina estar paseando por el barrio de Indautxu de Bilbao o por la Malvarrosa de Valencia, mirar al cielo y ver pasar cada pocos minutos drones transportando paquetes? ¿O aerotaxis llevando personas? Suena a ciencia ficción, a Blade Runner, pero lo cierto es que Enaire, el gestor de navegación aérea de España, se está preparando para ese escenario. Y no a tan largo plazo.  

El brutal avance de la tecnología ha abierto una nueva era de la navegación aérea, donde la aviación comercial tendrá que convivir con drones de todo tipo con muy diferentes funciones (paquetería, aerotaxis, vigilancia, asistencia…). Y España quiere estar lista desde el primer momento para ofrecer el paraguas tecnológico necesario para hacerlo realidad.  

"La fecha para que esto empiece a ser posible, según establece la regulación europea, es enero de 2023 y tenemos que estar preparados para entonces", asevera Daniel García-Monteavaro, jefe de Desarrollo de Negocio de drones de Enaire, el operador nacional dependiente del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana que lleva desde abril "digitalizando" el cielo nacional. 

Digitalizar el cielo. Suena muy sugerente, ¿pero eso exactamente qué es? 

Básicamente, es crear un sistema de control y vigilancia del cielo automatizado para que esos distintos modelos de navegación puedan coexistir. Es decir, crear la herramienta que permita que vuelen al mismo tiempo por espacios aéreos superpuestos drones, helicópteros y aviones. 

El concepto no es nuevo. Se llama U-Space y fue concebido por la Unión Europea hace 20 años en busca de la integración de los distintos espacios aéreos en uno solo. Y España quiere ser un ejemplo a seguir. 

En una primera fase, según explica García-Monteavaro, el corredor aéreo nacional para los drones y aerotaxis estará a 400 pies de altura, es decir, a 120 metros, pero "no tiene limitación de altura". De hecho, se está trabajando para que los aparatos no tripulados se guíen fuera del alcance de la vista. Estos pasillos podrían alcanzar los 100 metros de ancho. 

"En la actualidad estamos desarrollando la plataforma digital para que se conecten las operadoras de drones, algunas de las cuales ya están empezando a hacer repartos", explica el responsable de la división de drones de Enaire, donde trabajan 13 personas. 

Reparto al yate

Por ejemplo, este verano, en Ibiza, una empresa llamada Drone to Yacht ya servía platos preparados de restaurantes de alto standing a yates y barcos fondeados en las calas. Los clientes seleccionaban lo que quería comer a través de una App, el restaurante lo entregaba al operador del dron y éste lo hacía llegar al destino en pocos minutos.

Las cifras que manejan desde el proyecto abruman por la elevada cantidad de naves no tripuladas permitidas. "El sistema estará preparado para que puede haber hasta 10.000 usuarios simultáneamente, aunque se puede ampliar", precisa García-Monteavaro sobre un proyecto de movilidad área urbana que empezará en 2023 pero no se espera que esté en todo su desarrollo hasta dentro al menos diez o 15 años. En 2022, se van a realizar los primeros ensayos en Casteldefells (Bcn), Santiago de Compostela y Villacarrillo (Jaén).

Ya hay varias operadoras de drones muy pendientes de cuándo se pongan en marcha estos nuevos espacios aéreos, que comenzarán a funcionar sobre todo en entornos urbanos, como Umails, Aerocamaras o Correos. 

A través de una aplicación, las empresas podrán gestionar el plan de vuelo o seguir la información de otros vuelos siempre bajo el control de la autoridad área.

En el caso, por ejemplo, de que un helicóptero quiera entrar en estos corredores para drones -por ejemplo, en un traslado hospitalario-, tendrá que conectarse al sistema. "Si va a un entorno urbano tendrá una herramienta de reconfiguración dinámica y se cancelará ese volumen (pasillo) sin causar ningún peligro", explica el responsable de la gestora de navegación aérea.

De igual manera, desde Enaire están trabajando en los llamados "vertipuertos" para aerotaxis, espacios reservados desde el pasillo áereo hacia el suelo que funcionen como una suerte de pista de aterrizaje. 

García-Monteavaro presentó este martes todas estas novedades en el World ATM Congress que se celebra un año más en Ifema y que reúne 6.000 profesionales procedentes de 110 países. El congreso cuenta con la presencia de 130 empresas del sector aeronáutico y 90 proveedores de navegación aérea. 

Aerotaxi para dos

Una de ellas, Umiles, española, presentó este martes el primer aerotaxi español, Umiles New Concept by Tecnalia, que permitirá trasladar hasta dos personas en un trayecto de 15 minutos o 15 kilómetros dentro de las ciudades.

Noticias relacionadas

El aerotaxi desarrollado por Tecnalia, que se ha presentado en el transcurso de la feria de drones Expodrónica, vinculada al citado Congreso, alcanza una altura en vuelo de entre 100 y 300 metros, aunque puede llegar a 800, está formada por una cabina aerodinámica propulsada por cuatro drones colocados en la parte superior e inferior de la cabina que se mueven de forma independiente, pero coordinados entre sí.

Este aerotaxi comenzará a volar a partir de marzo en varias capitales europeas, entre las que se encuentra Madrid, como parte de un proyecto de investigación, pero Umiles no espera poder operar con ella como negocio hasta 2030, informa Efe.

Temas

Transportes