Movimientos empresariales

IFM se plantea descartar la opa a Naturgy si no llega al 17%

El fondo australiano aspira a captar una buena parte de los alrededor de 70.000 accionistas de la energética

 Entrevista al vicepresidente de IFM, Jaime Siles.

Entrevista al vicepresidente de IFM, Jaime Siles. / David Castro

3
Se lee en minutos
Agustí Sala
Agustí Sala

Redactor jefe de Economía

Especialista en Además de El Periódico, trabajé de 1989 a 1990 en La Economía 16, como responsable de Economía en el Diari de Barcelona, de 1989 a 1990; en la sección de Economía de TVE Catalunya de 1987 a 1989, en Antena 3 de Radio, de 1985 a 1987 y en el Diari Menorca, de 1983 a 1985 y Radio 80-Menorca. Además la licenciatura en Ciencias de la Información por la Universitat Autònoma de Barcelona (1992-1986), tengo un posgrado en dirección general (PDG) 2011-2012y un curso de Márketing Digital y Redes Sociales por la EAE Business School

Escribe desde Barcelona

ver +

IFM, que aspira a hacerse con el 22,69% de Naturgy, tiene la intención de descartar la oferta pública de compra (opa) si no alcanza al menos el 17% del capital, tal como anunció al lanzar la operación. Así lo asegura el máximo responsable del fondo australiano en España, Jaime Siles, que rechaza otras opciones que se han barajado, como llegar al menos al 10%. El 17% otorgaría a IFM la potestad de contar con dos consejeros.

Siles sigue defendiendo la operación, tras la pugna con el consejo de la energética y el principal accionista, Criteria, la sociedad de participadas de La Caixa a cuenta de una posible suspensión del dividendo. Criteria, además sigue aumentado su participación en Naturgy, que alcanza en la actualidad el 26,305% tras superar la semana pasada la barrera del 26%, con lo que podrá incorporar un tercer consejero a los dos con los que cuenta actualmente.

A medida que la hólding de La Caixa incrementa su cuota en el capital se complica la opa para IFM, si bien Siles asegura que las "sensaciones son muy buenas" por lo que respecta al periodo de aceptación de la opa, que finaliza el próximo 8 de octubre. Una de los principales esfuerzos del fondo australiano es captar al máximo de los alrededor de 70.000 pequeños accionistas con los que cuenta Naturgy. Con el consejo actual, la alta dirección y los principales accionistas, alrededor del 70% del capital no acudirá a la opa.

A su vez el representante de IFM asegura que no existe ningún pacto con los fondos GIP y CVC (aliado con la familia March) para controlar la compañía, ya que entre ambos suman el 40% (alrededor del 20% cadfa uno). Ambos fondos anunciaron que no venderían en la opa. Medios financieros afirmaron que existía la posibilidad de una alianza de los fondos, pero Siles afirma que esa no es su vocación y que además lo dificultarían las condiciones impuestas por el Gobierno a la operación a principios de agosto. El perfil industrial del grupo y su españolidad son dos de los elementos que La Caixa defiende a capa y espada.

Precio y plazo

El domingo finalizó el plazo para modificar el precio de la opa (22,07 euros por acción) y no se ha hecho y este martes acaba el periodo para ampliar el plazo de aceptación e IFM, que acaba el próximo viernes e IFM "no tiene la intención de alargarlo", afirma su representante en España. Según Siles, que hay vencido el plazo para una contaopa y que se no se haya producido tampoco demuestra que la operación va por el buen camino.

Sin querer entrar en polémicas, Siles afirma que les "sorprende" que el consejo de Naturgy rechazara la opa pese a admitir que el precio es "razonable" en el contexto actual. En cuanto al dividendo, afirma que la propia compañía admitió que, dado el recorte de retribuciones aprobado por el Gobierno para el sector, el plan estratégico de la energética deberá reivsarse, lo que incluye la remuneración a os accionistas. "Apoyamos el plan estratégico", sentencia Siles, quien añade que IFM "puede vivir mucho tiempo sin dividendo". Otra cosa es Criteria, que con la retribución por acción de la compañía energética alimenta la Obra Social.

Noticias relacionadas

El máximo representante de IFM que se están cumpliendo las presiones que tenía, que van de "un comportamiento profesional" por parte del consejo de Naturgy a la financiación de la opa, a la que se sumó CaixaBank, con unos 450 millones.

Además del dividendo, otra de las incógnitas es si, tras la opa, se producirá una corrección a la baja de las acciones de Naturgy. Según fuentes del mercado, los títulos se mantienen en los niveles actuales por la opa, a diferencia de lo sucedido con otras compañías del sector, tras el recorte de beneficios extraordinarios aprobado por el Gobierno para frenar la escalada del precio de la luz.