Energía

La luz vuelve a registrar un ligero repunte este domingo

El precio medio en el mercado mayorista sube el 1,08%, hasta los 93,2 euros Mwh

En la franja de los 23 horas, el coste en el mercado mayorista será de 111,09 euros

Contadores de electricidad en una comunidad.

Contadores de electricidad en una comunidad. / ARCHIVO / JOAN PUIG

3
Se lee en minutos

El precio de la luz volverá a subir este domingo, aunque con un repunte más ligeros que en las últimas jornadas, hasta 93,2 euros el megavatio por hora (MWh). Se trata de un incremento del 1,08% con respecto a la tarifa media registrada para este sábado, situada en 92,02 y que rompe la tregua de tres días tras alcanzar un máximo histórico el miércoles pasado, en 106,57. La franja horaria del este domingo en el que el MW será más caro será a las 23 horas, con 111, 09 euros.

Para este sábado, el precio medio del mercado mayorista experimentó un descenso del 4%, que suponía tres jornadas consecutivas de bajadas. Con todo, el precio mayorista en julio se encuentra en sus niveles más elevados por una confluencia de elementos que disparan la cotización y que van del precio del gas al de los derechos de emisión de CO2. En todo caso, el descenso de los precios durante le fin de semana suele ser habitual, la haber menor actividad económica e industrial que los días de entre semana.

El precio de la energía tiene un peso cercano en la factura de en torno al 24%, mientras que alrededor del 50-55% corresponde a los peajes -el coste de las redes de transporte y distribución- y cargos -los costes asociados al fomento de las renovables, a las extrapeninsulares y las anualidades del déficit de tarifa- y el resto impuestos.

Tarifa regulada

Las oscilaciones en el precio diario afectan a los consumidores acogidos a la tarifa regulada (PVPC), algo más de 10 millones, mientras que están exentos los que están en el mercado libre -unos 17 millones-, ya que cuentan con un precio pactado con su compañía.

Según indican los expertos del sector, el 88% del consumo eléctrico de España no está expuesto a la volatilidad del precio del mercado 'spot', al tener contratos con precios fijos, viéndose así expuestos a ella los clientes acogidos al PVPC.

El pasado 24 de junio, el Gobierno dio luz verde a un Real Decreto-Ley por urgencia para reducir los impuestos que se aplican al suministro de energía eléctrica y, con ello, la factura de la luz de los hogares, los autónomos, las pymes y el conjunto de las empresas, que suponen la bajada del IVA de la luz del 21% al 10% hasta finales de este año y la suspensión del impuesto del 7% a la generación eléctrica durante tres meses, que fue aprobado este jueves por el Congreso. Pero el Gobierno, a través de la vicepresidenta tercera y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha reclamado a las autoridades europeas que revisen el esquema de funcionamiento del mercado eléctrico.

En el caso concreto del IVA, se aplica una bajada al 10% hasta fin de año para todos los consumidores con potencia contratada hasta 10 kilovatios (kW), siempre que el precio medio mensual del mercado mayorista de la electricidad esté por encima de los 45 euros por megavatio hora (MWh).

Noticias relacionadas

En lo que se refiere a la suspensión del 7% del impuesto sobre el valor de producción de energía eléctrica, que ya en 2018 se decidió su suspensión temporal durante seis meses para contener otra ola alcista en el precio de la luz, estará vigente durante el tercer trimestre de este año.

A pesar de estas medidas, la factura de la luz en julio apuntó a un encarecimiento de más del 30%, con respecto al mismo mes del año pasado, según datos de Facua-Consumidores en Acción. Así, el de julio será el tercer recibo más caro a nivel histórico para el usuario medio.