Mercado laboral

El fin del estado de alarma dispara el empleo en 211.000 ocupados y España recupera los niveles precovid

  • El paro cae en 129.378 personas, su mayor descenso en la serie histórica, y se sitúa en 3,7 millones de desempleados

  • La hostelería tira del empleo, las empresas continúan sacando del erte a parte de sus plantillas y los trabajadores afectados bajan en 60.000 personas

El paro baja en 129.378 personas en mayo. En la imagen, una oficina del SEPE en Barcelona. / JORDI COTRINA / VÍDEO: EFE

5
Se lee en minutos
Gabriel Ubieto
Gabriel Ubieto

Redactor

Especialista en Mercado laboral, empresas, pensiones y las diferentes derivadas del mundo del trabajo

Escribe desde Barcelona

ver +

Final del estado de alarma, previa del verano, virus a la baja y contrataciones al alza. La calor de la campaña estival ya se nota en las altas y bajas a la Seguridad Social y el empleo, en un mercado laboral tan marcado por la estacionalidad como el español, registró su mejor mes de mayo en los últimos tres años. La ocupación cerró con un saldo positivo de 211.923 afiliados a la Seguridad Social; hasta los 19,26 millones de ocupados y España ya ha recuperado los niveles de empleo previos a la llegada del virus. Mientras el paro volvió a bajar, por tercer mes consecutivo y con especial intensidad, y se situó en la cota de los 3,78 millones de desempleados. Así lo reflejan los datos publicados este miércoles por los Ministerios de Trabajo y de Seguridad Social, que anticipan un verano de recuperación laboral.

España ya ha recuperado los niveles de empleo previos a la irrupción del coronavirus, pese a que acumula medio millón más de desempleados que antes de la pandemia. Es decir, la evolución del paciente es buena. Tras el estado crítico que vivió durante los primeros meses de pandemia y la rehabilitación que ha estado haciendo en el último año, ahora muestra señales de buena salud. Con la previsión de que, si no hay pasos atrás en su periodo de recuperación, durante el verano siga ganando vigor y pueda seguir bajando esos altos niveles de paro que todavía arrastra. "La vacunación es la mejor política económica, lo estamos comprobando", ha escrito el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la mañana del miércoles en su cuenta de Twitter.

Si en febrero del 2020 había 19,25 millones de trabajadores en activo, hoy hay 19,26 millones. No obstante, esa comparativa obvia que el virus tiró por la borda una primavera y verano de tradicional exuberancia en las contrataciones, pues si se compara mayo del 2019 con mayo del 2021, el saldo es negativo en 174.892 ocupados. "Estamos pagando el precio de un pecado original que arrastra nuestro mercado de trabajo: la temporalidad", ha declarado el secretario de Estado de Seguridad Social, Israel Arroyo; durante la rueda de prensa de valoración de los datos.

Y a ese matiz cabe añadir otro dato, más dramático: antes del covid había 3,2 millones de parados en España y ahora hay 3,7 millones. Si bien en mayo el mercado laboral registró un descenso de 129.378 parados, el mayor de la serie histórica. "Son cifras extremadamente positivas y muestran que la gestión realizada para luchar frente a la pandemia ha sido un éxito", ha delcarado el secretario de Estado de Empleo, Joaquín Pérez Rey. Este invita a pensar que la tasa de desempleo seguirá a la baja durante los próximos meses, aunque la incógnita que sigue en el aire es la de cuántos de los 542.142 trabajadores actualmente en erte volverán a la actividad y cuántos de ellos pasarán a engrosar esas cifras de paro.

La hostelería se reactiva y tira del empleo

Las terrazas volvieron a llenarse tras el final del estado de alarma, los interiores sirvieron mesas de nuevo y los turistas, todavía a cuenta gotas, vuelven a dejarse ver por las ciudades españolas. Todo ello se vislumbra en las estadísticas de afiliados a la Seguridad Social y la hostelería tiró del carro del empleo este mayo; con un crecimiento del 6,1% (sobre una media general del 1,2%). Este otrora motor de la economía española, especialmente en las estaciones de invierno y, sobre todo, verano, está volviendo a coger velocidad; si bien todavía está por debajo de sus niveles precovid. La agricultura, con el inicio de la campaña de la fruta, también registró buenas cifras de crecimiento (+3%).

La reactivación de sectores hasta ahora muy lastrados con las restricciones ha permitido que algunas empresas hayan intensificado la salida del erte de sus trabajadores. Si el mes comenzaba con cerca de 600.000 trabajadores en suspensión, lo ha cerrado con 542.142 afectados; casi unos 60.000 menos. La prórroga de las ayudas para los ertes covid está asegurada hasta el 30 de septiembre y el Gobierno confía en que esa salida de los expedientes se intensifique en los próximos meses, ya entrada la campaña de verano. De momento, entre hotelería y restauración suma casi la mitad de los actuales afectados.

Al igual que los ertes, las ayudas extraordinarias para trabajadores autónomos también han quedado renovadas hasta septiembre. De estas se beneficiaron en mayo un total de 442.000 afiliados al RETA, de los 3,3 millones que forman el colectivo; gran parte de ellos de la hostelería o el turismo. El empleo autónomo ha mostrado una especial capacidad de resiliencia durante la crisis, hasta el punto de que, pese a una puntual contracción al inicio de la crisis, actualmente hay 46.209 autónomos más de los que había antes del covid. Y, al igual que los ertes, queda la incógnita de cuántos de esos 442.000 trabajadores por cuenta propia que están cobrando prestaciones o subsidios volverán a la plena actividad o se darán de baja.

Catalunya crece el doble que Madrid

Catalunya registró un buen mes de mayo, con un incremento de la afiliación de 37.363 ocupados; hasta un total de 3,4 millones. En números absolutos fue la autonomía que más nuevo empleo creo y retuvo; doblando las cifras registradas por el otro motor económico de España, Madrid. No obstante, en términos relativos la comunidad más beneficiada por el fin del estado de alarma y el avance de la campaña de vacunación fueron las Islas Baleares. Si el empleo creció en España en mayo respecto a abril el 1,1%, en Baleares lo hizo el 5,8%.

Noticias relacionadas

El descenso del paro ha sido generalizado en todas las autonomías. En Catalunya bajó en 15.368 personas, hasta un total de 481.817 desempleados. "Se mantiene la buena tendencia pero es prematuro decir que se ha acabado la etapa de afectación de la pandemia en el mercado laboral porque todavía faltan meses para comprobar la evolución", ha señalado el directo de relaciones laborales de la Generalitat, Enric Vinaixa. Las cifras de paro acumulan tres meses consecutivos a la baja, se alejan de la cota del medio millón de desempleados, pero todavía acumulan unos 86.603 parados más que antes del covid.

Temas

Empleo Paro