Tras la pandemia

España será el país que más crezca de la eurozona en 2021 y 2022, según la OCDE

  • Apunta al doble efecto benéfico esperado del ritmo actual de vacunación y de los fondos europeos

  • La OCDE recomienda reformar el sistema de pensiones para evitar un aumento del déficit público

La portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, en rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros de este 25 de mayo, en la Moncloa. 

La portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, en rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros de este 25 de mayo, en la Moncloa.  / EUROPA PRESS / CÉZARO DE LUCA

3
Se lee en minutos
Irene Casado Sánchez
Irene Casado Sánchez

Periodista

ver +

“A medida que avance la vacunación y se levanten progresivamente las restricciones, la actividad económica se recuperará con fuerza”. Con este esperanzador análisis, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) designa a España como el país de la eurozona que experimentará el mayor crecimiento este año y aún más en 2022. 

En su informe de perspectivas, la institución económica con sede en París prevé que el producto interior bruto español aumente un 5,9% en 2021 y un 6,3% en 2022 gracias al avance de la campaña de vacunación que permitirá “liberar la demanda reprimida” y facilitará “la recuperación gradual del turismo”. 

A partir de la segunda mitad de 2021, la economía conocerá un importante dinamismo alentado por las diferentes medidas del plan nacional de recuperación. El alivio de las restricciones y de la incertidumbre se traducirá en un descenso del ahorro que avivará el consumo y en un aumento importante de las inversiones. Sin embargo, la OCDE advierte de un factor de “riesgo” en esta idílica recuperación: “el aumento de las insolvencias [empresariales] una vez que se eliminen las ayudas gubernamentales”. Así, la retirada de los estímulos fiscales debe, según el informe, realizarse de forma "gradual" cuando la economía se encuentre encaminada en la senda de un crecimiento estable.

Lenta recuperación del empleo 

El think tank económico hace especial hincapié en la situación de las empresas y del mercado laboral. “Si la crisis se prolonga más de lo previsto, podría ser necesario aumentar el importe de la financiación de este tipo de ayudas directas”, señala la OCDE haciendo referencia a las ayudas directas destinadas a proteger al tejido empresarial que, a su parecer, deberían ejecutarse "rápidamente".

En cuanto al empleo, según las estimaciones del organismo, su recuperación será lenta: la tasa de paro, que alcanzó al 15,5% de la población activa en 2020, solo disminuirá una décima en 2021 y se situará en el 14,7% en 2022. 

El club de los países desarrollados aconseja “mantener un mercado laboral flexible que permita a las empresas adaptarse a los posibles ajustes estructurales posteriores a la pandemia” e invertir en la formación profesional para “mejorar las cualificaciones de los trabajadores y permitir su “reubicación en los sectores con mejores perspectivas”. La jefa de división en el departamento de Economía de la OCDE, Aída Caldera, interrogada por la agencia EFE, recuerda que España registra una de las tasas de empleo temporal más altas de la UE, un factor negativo para la productividad ya que incita a reducir la inversión y genera una movilidad excesiva. Por lo tanto, la economista aconseja “clarificar y acotar las formas en que se puede contratar temporalmente”. 

Reformar las pensiones 

Junto al paro, el ascenso del nivel de deuda aparece como uno de los principales efectos colaterales de la crisis sanitaria con un aumento de casi 25 puntos –hasta el 120% del PIB- en 2020, una cifra considerada “apropiada” por Aída Caldera para proteger a las empresas y a los trabajadores de las consecuencias sociales y económicas de la pandemia. La OCDE predice, que con un déficit público del 8,6% este año, la deuda disminuirá únicamente al 119, % y con un 5,4 % en 2022 al 117,4%. 

En este contexto, la reforma de las pensiones jugará un papel esencial para evitar un nuevo repunte de la deuda pública. El organismo económico estima que, sin modificación alguna, la deuda subiría hasta el 170 % del PIB en 2050, el peso de las pensiones pasaría del 11 % del PIB actual al 15 %. El think tank propone, por ejemplo, aumentar el número de años de cotización que dan derecho a una pensión completa o vincular la edad de jubilación a la evolución de la esperanza de vida. La reforma debe ser consensuada, estima la OCDE, para asegurar su sostenibilidad a largo plazo.   

Panorama internacional 

Noticias relacionadas

Según las previsiones de la OCDE, entre las principales economías desarrolladas, solo Canadá (6,1%), Estados Unidos (6,9%) y Reino Unido (7,2%) superarán al crecimiento español cuyo repunte se explica por la bajada que sufrió en 2020, registrando la mayor caída entre los miembros de la moneda única e incluso de toda la OCDE (-10,8 %). A nivel europeo, la economía española crecerá más que la alemana, que debería aumentar un 3,3%, que la francesa, con un 5,8%, y que la italiana, con un 4,5%. 

En 2022, el crecimiento de la economía española continuará su tendencia al alza. Las estimaciones del organismo sitúan a España como el líder del crecimiento en 2022, adelantando a Reino Unido, Alemania e Italia.