Nueva reunión

Los sindicatos tachan de "lavado de imagen" el plan de recolocaciones del ere de CaixaBank

  • Las centrales exigen que todas las salidas sean voluntarias y una mejora económica de las indemnizaciones

  • El banco asegura que su plan ayudará a encontrar empleo a quienes "sean activos en la búsqueda"

Sede corporativa de CaixaBank en Madrid.

Sede corporativa de CaixaBank en Madrid. / EUROPA PRESS / MÁXIMO GARCÍA DE LA PAZ

3
Se lee en minutos
Pablo Allendesalazar
Pablo Allendesalazar

Periodista

Especialista en banca, finanzas, política monetaria y mercados de capitales

Escribe desde Madrid

ver +

Los sindicatos representantes de la plantilla de CaixaBank han calificado este miércoles de "lavado de imagen" el plan de recolocaciones para los empleados que salgan en el ere (8.291 inicialmente, aunque el banco propuso hace unos días recolocar internamente a 500) que le ha presentado la dirección. "Los planes de recolocación externa son una obligación legal (artículo 51 del Estatuto de los Trabajadores) para las empresas cuando el despido colectivo afecta a más de 50 trabajadores. Lo que presenta Caixabank es puro lavado de imagen", han denunciado tras una nueva reunión.

La entidad financiera presidida por José Ignacio Goirigolzarri y dirigida por Gonzalo Gortázar ha asegurado que se trata de un "amplio conjunto de medidas dirigidas a reubicar en un nuevo empleo estable y ajustado a su perfil profesional a cada trabajador que abandone el banco y quiera adherirse al plan de manera activa", es decir, "que sean activos en la búsqueda de empleo". La entidad ha contratado a la consultora McKinsey para que realice un estudio del mercado laboral a escala provincial, analice las perspectivas económicas de cada territorio e identifique los sectores con mejores expectativas de evolución y los perfiles profesionales necesarios para cubrir la demanda de las "nuevas empresas emergentes".

Asimismo, ha contratado a la firma Lee Hecht Harrison, del grupo Adecco, para ayudar a los trabajadores a "identificar las ofertas de trabajo adecuadas a su perfil y afrontar los procesos de selección", así como para diseñar un "proyecto laboral de futuro totalmente personalizado y redefinir su propio plan de carrera". El plan, ha asegurado el banco, "incluye una amplia variedad de opciones para ayudar a diseñar un nuevo plan de carrera profesional, desde sesiones de ‘coaching’ y ‘reskilling’, hasta apoyo en la creación de empresas, un programa de talento sénior y la colaboración de ‘headhunters’ internacionales".

Voluntario y mejor pagado

Los sindicatos han respondido al banco que "no les interesa" el plan si no acepta que haya una voluntariedad absoluta por parte de los trabajadores para apuntarse a los despidos. Así, le han planteado que el plan de salidas sea 100% voluntario y se ejecute de forma escalonada en tres años o como mínimo hasta diciembre de 2023. También han propuesto tres tipos de indemnizaciones, superiores a las presentadas inicialmente por CaixaBank

Para los trabajadores nacidos en 1969 o antes, los sindicatos piden el 70% del total del salario bruto anual de los últimos 12 meses. Para los nacidos en 1970, 1971 y 1972, el 65% del total del salario bruto anual de los últimos 12 meses. Para estos dos grupos, además, reclaman el pago del convenio especial con la Seguridad Social hasta la fecha de jubilación, así como el mantenimiento de las aportaciones al plan de pensiones de empleados, la póliza sanitaria y del resto de beneficios sociales y condiciones financieras. Para el resto, demandan 50 días de salario regulador por año de trabajo, con un mínimo de 36 mensualidades.

Éxito cuestionable

Noticias relacionadas

"Los planes de recolocación no son novedad y su éxito es más que cuestionable. Con los criterios de meritocracia en las salidas y las condiciones que ofrecen hasta ahora, las personas quedarán marcadas y estigmatizadas para incorporarse al mercado laboral", ha criticado CCOO, el sindicato mayoritario en el banco. "No vamos a aceptar ningún plan de recolocación como solución a salidas forzosas. La forzosidad solo se combate con la voluntariedad y unas buenas condiciones de salida. El plan de recolocación debe ser una medida complementaria para quienes decidan salir voluntariamente", ha añadido UGT

"No creen falsas expectativas, las recolocaciones son imposibles con la situación actual. Con más de cinco millones de parados, ¿garantizan recolocar a más de 8.000 empleados? No nos lo creemos. Solo aceptamos voluntariedad en las salidas, por tanto pensamos que toda ayuda será buena, pero partiendo siempre de la voluntariedad. Proponemos recolocación en empresas del grupo, y un incremento de equipos de soporte", ha añadido el sindicato profesional SECB.