Empresas

Abengoa pide un rescate de 249 millones de euros a la SEPI

La firma sevillana se encuentra en concurso de acreedores con una deuda de 6.000 millones de euros

Advertencia de ’no pasar’ en un edificio de Abengoa. 

Advertencia de ’no pasar’ en un edificio de Abengoa.  / MARCELO DEL POZO (REUTERS)

3
Se lee en minutos
Sara Ledo
Sara Ledo

Periodista

ver +

La empresa de ingeniería y energías renovables Abengoa ha solicitado un rescate de 249 millones de euros para su filial Abenewco 1 con cargo al Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), creado por el Gobierno para dar oxígeno a aquellas compañías dañadas por el coronavirus que están en sectores clave para la economía nacional.

La firma sevillana, con una deuda de 6.000 millones de euros, se encuentra en pleno concurso de acreedores, después de que no haya podido sacar adelante su último plan de salvación. El grupo traspasó a Abenewco 1 los activos y las actividades más valiosas de la matriz y ahora propone la implementación de una operación en tres fases para salir de la quiebra, aunque sin tener todavía un acuerdo con los diferentes grupos de acreedores ni la aprobación de las diferentes instituciones públicas (SEPI, ICO y CESCE) implicadas en el plan, según ha informado en una comunicación a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La intención de Abengoa para salvar a la empresa pasa por una primera fase de financiación interna y avance de nueva línea de avales; una segunda de financiación adicional, cierre de reestructuración y disponibilidad del resto de la nueva línea de avales, y una tercera, que pasa por la financiación de la SEPI. Todo ello después de haber recibido una oferta no vinculante por parte de un grupo de inversores liderado por TerraMar Capital que consiste en proporcionar 150 millones de euros en forma de préstamo y 50 millones de euros en forma de aportación de capital a Abenewco 1.

El préstamo se dividiría en dos desembolsos, uno inicial de 35 millones de euros que le dotaría de liquidez en el corto plazo (primera fase), y 115 millones de euros adicionales que estaría sujeto al cumplimiento de ciertas condiciones (segunda fase). Además, la compañía prevé la suscripción de un nuevo contrato de restructuración y los compromisos de financiación en dinero y avales con la garantía del ICO y de CESCE en la primera fase de este plan.

Noticias relacionadas

Una vez cumplidas las condiciones, Abenewco 1 realizaría una ampliación de capital que subscribiría TerraMar por un importe de 50 millones de euros, con el objetivo de llegar a ostentar el 70% del capital social de Abenewco 1. "Esta oferta de financiación e inversión está condicionada a que las instituciones financieras de relación de la compañía aporten nueva financiación y nuevas líneas de avales, en línea con los acuerdos firmados y anunciados en agosto 2020", indica Abengoa en el comunicado. Esto es una nueva línea de avales por un importe inicial de 40 millones de euros que posteriormente alcance los 300 millones de euros, así como una financiación sindicada bancaria con una cobertura del ICO por el 70% del importe.

Abengoa se declaró por primera vez en preconcurso en 2015, con una deuda de 20.000 millones, y en el 2018 fue el segundo tropiezo del cual no ha podido salir aún-- al no sacar adelante el último plan de salvación. La Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación (Cesce) debía aportar 300 millones en avales, mientras que los 250 restantes se repartían en 180 millones prestados por la banca acreedora y avalados por el ICO, 50 millones en un crédito del ICO y 20 millones que aportaría la Junta de Andalucía. Pero el crédito municipal no llegó a aprobarse por parte de la Junta.