Empresas

Abengoa presenta concurso de acreedores tras fallar su plan de refinanciación

  • La compañía atribuye a las discrepancias entre los accionistas la imposibilidad de sacar adelante su reestructuración

Planta solar de Abengoa en Sanlucar La Mayor.

Planta solar de Abengoa en Sanlucar La Mayor. / AFP/CRISTINA QUICLER

Se lee en minutos

El Periódico

El consejo de administración de Abengoa, ha decidido acudir al concurso voluntario de acreedores, una vez que no le ha sido posible aprobar el plan de refinanciación en el que estaba inmersa la compañía de ingeniería y energías renovables. En un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) señala que tras fallar el plan de refinanciación previsto y, "siendo este acuerdo una condición necesaria para reequilibrar el patrimonio de Abengoa y una vez que el pasado 18 de febrero ha vencido la protección preconcursal, ha tomado la decisión de solicitar la declaración de concurso voluntario" La solicitud ha sido presentada este lunes en el juzgado concursal número 3 de Sevilla.

En su nota, el consejo constata "la compleja situación y las, cada vez, mayores dificultades para alcanzar una solución que satisfaga a todos los grupos de interés con posiciones, hasta ahora, enfrentadas". Afirma, asimismo, que sigue comprometido en buscar alternativas para evitar la inviabilidad de las sociedades filiales que desarrollan la actividad del grupo, con la intención de preservar el empleo y tratar de minimizar la pérdida de valor.

La firma Sevillana ya había anunciado a primeras horas de la tarde de este lunes que no había sido posible logar que los acreedores financieros otorguen los consentimientos solicitados con el fin de extender de nuevo el plazo para el cierre y ejecución del acuerdo de reestructuración, por lo que reunía al consejo de "forma inmediata" en una sesión en la que se debía aprobar el concurso de acreedores.

Pérdidas cuantiosas

Abengoa, que ha presentado este mismo mes de febrero sus cuentas correspondientes al 2019, consolidó ventas de 1.493,20 millones de euros y pérdidas de 541,59 millones de euros. Igualmente en el 2019 su situación patrimonial era negativa y registraba fondos propios negativos de 3.707,45 millones de euros. Ese mismo ejercicio daba empleo a una plantilla de 14.399 trabajadores, de los que unos 2.500 se encuentran en España.

Te puede interesar

Abengoa, que es una sociedad que cotiza --aunque está suspendida de cotización desde julio--, está en causa de disolución desde el pasado 19 de mayo, al arrojar un patrimonio negativo de 388 millones de euros, y solicitó el preconcurso de acreedores a finales de agosto. A principios de ese mes, la compañía, presidida entonces por Gonzalo Urquijo, había alcanzado un acuerdo con la banca que contaba con el visto bueno del ICO, pero que incluía también la aportación de 20 millones de la Junta de Andalucía.

La idea era firmar la reestructuración antes del 30 de septiembre, pero el dinero comprometido por la Junta nunca llegó con el argumento de que no tiene "mecanismos jurídicos" para conceder una ayuda directa a una gran empresa. Posteriormente, el Banco Santander se ofreció a poner esa cantidad para salvar la compañía antes de que acabara el 2020, Las prórrogas para el cierre de la operación se han venido sucediendo y el pasado 1 de febrero se extendió el plazo para firmar la operación, por última vez, hasta el 19 de febrero.

Temas

Empresas