Resultados

El grupo de aerolíneas IAG pierde 1.300 millones en el tercer trimestre

La compañía vuelve a recortar capacidad en el cuatro trimestre para que "no sea superior a un 30%"

Aviones de Vueling y de Iberia, en el Aeropuerto Madrid-Barajas.

Aviones de Vueling y de Iberia, en el Aeropuerto Madrid-Barajas. / DAVID CASTRO

Se lee en minutos

El 'holding' IAG que incluye a aerolíneas como Iberia, Vueling o LEVEL ha perdido 1.300 millones de euros en el tercer trimestre de 2020 por la parálisis del turismo debido a la pandemia, frente a un beneficio de 1.425 millones de euros obtenido el año pasado. El grupo ha reducido sus ingresos totales un 83%, hasta 1.200 millones de euros en comparación con 7.266 millones de euros en el mismo periodo del año anterior, según ha informado IAG a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) en una anuncio adelantado de sus resultados que prevé dar a conocer el 30 de octubre.

La capacidad de pasajeros, expresada en términos de asientos por kilómetros ofertados, se redujo un 78,6% en el trimestre, aunque el tráfico de pasajeros, en términos de pasajeros por kilómetro transportados, disminuyó un 88% pues la ocupación fue del 48,9%, en línea con las previsiones de la compañía para este periodo. 

Noticias relacionadas

Sin embargo, en el caso del cuarto trimestre, la compañía había anunciado en septiembre una reducción de capacidad de -46% a -60% como resultado de la estabilización de las reservas que ha decidido modificar a una tasa "no superior al 30%" respecto a 2019. Según ha explicado el grupo, la evolución de las reservas no ha sido la esperada debido a las "medidas adicionales implementadas por muchos gobiernos europeos" como los confinamientos locales y la generalización de requisitos de cuarentena. Al mismo tiempo, según IAG, iniciativas diseñadas para reemplazar los períodos de cuarentena y aumentar la confianza del cliente como pruebas antes de los vuelos y acuerdos de corredores aéreos, "no han sido adoptadas por los gobiernos tan rápido como estaba previsto". 

De esta forma, la compañía retrasa su objetivo de obtener el punto de equilibrio en los flujos de caja, que en principio se esperaba en el cuarto trimestre. Por su parte, la posición de liquidez continúa del grupo (a finales de septiembre) se sitúa en 6.600 millones de euros aproximadamente, de los cuales alrededor 5.000 millones de euros se correspondían con efectivo, equivalentes de efectivo y depósitos remunerados y alrededor 1.600 millones de euros se correspondían con líneas de financiación generales y de aeronaves comprometidas y no utilizadas. Además, a principios de octubre el grupo recibió 2.740 millones de euros de ingresos brutos como resultado del aumento de capital, con lo que la liquidez total proforma sería de 9.300 millones de euros aproximadamente.