FARMACÉUTICAS

Grifols se hace con el control de Alkahest tras comprar el 55% por 146 millones

La estadounidense está dedicada a enfermedades neurodegenerativas que busca terapias basadas en el plasma

Logotipo de la empresa Grifols, con sede en Parets del Vallès.

Logotipo de la empresa Grifols, con sede en Parets del Vallès.

Se lee en minutos

Eduardo López Alonso

Grifols pasará a tener el control total de la estadounidense Alkahest tras adquirir aproximadamente el 55% que no contralaba por un precio total de 146 millones de dólares (123,4 millones de euros), libre de deuda, según ha informado la compañía. El cierre de la transacción, para la que no será necesaria ninguna financiación complementaria, está sujeto a la aprobación de las autoridades de defensa de la competencia y se espera que tenga lugar a principios del 2021, según ha informado la compañía.

En marzo del 2015 Grifols ya adquirió aproximadamente el 45% del capital social de Alkahest. Alkahest es una compañía biofarmacéutica de estadio clínico dedicada a enfermedades neurodegenerativas y relacionadas con el proceso de envejecimiento que usa terapias transformativas basadas en un profundo conocimiento del proteoma plasmático.

La transacción forma parte del compromiso de Grifols con la investigación y desarrollo de alternativas terapéuticas diseñadas para contribuir al desarrollo, tanto científico como social. Además, se enmarca en su estrategia de complementar su actual gama de tratamientos con proteínas plasmáticas y productos de diagnóstico para tratar y diagnosticar enfermedades graves, así como mejorar la calidad de vida de las personas.

Alkahest, compañía biotecnológica con sede en Silicon Valley, California, EEUU, se fundó para investigar el uso terapéutico de las proteínas plasmáticas en enfermedades relacionadas con el envejecimiento. Las proteínas se identificaron inicialmente en el laboratorio dirigido por Tony Wyss-Coray de la Universidad de Standford, catedrático de Neurología en Standford y cofundador y consejero de Alkahest. Alkahest se ha centrado en profundizar en el conocimiento del proteoma del plasma humano, que permitirá identificar nuevas terapias y soluciones diagnósticas, desarrollar nuevas proteínas plasmáticas, nuevas indicaciones para las proteínas plasmáticas ya aprobados para su uso, biomarcadores para diagnóstico, proteínas y anticuerpos recombinantes, así como fármacos de síntesis química.

Te puede interesar

Alkahest se centrará en investigar las proteínas cuya modificación con la edad tiene un impacto biológico. De momento, Alkahest ya ha identificado más de 8.000 proteínas utilizando técnicas avanzadas de análisis molecular a nivel celular, algunas de las cuales se espera entren en el pipeline de investigación y desarrollo de Grifols y resulten en nuevos medicamentos comercializables.

"Cuando decidimos hacer nuestra primera inversión hace cinco años ya vimos la oportunidad que representaban las investigaciones de Alkahest en el área del envejecimiento", ha comentado Víctor Grifols Deu, coconsejero delegado de Grifols mediante un comunicado. "Ahora vemos que Alkahest ha identificado un gran número de candidatos terapéuticos plasmáticos y no plasmáticos que pueden ayudar a encontrar una solución para muchas enfermedades relacionadas con el envejecimiento", añadió.