25 oct 2020

Ir a contenido

Cálculos del Gobierno

Barcelona perderá 79 millones si no presta su superávit a Hacienda

Madrid perdería 374 millones de euros en dinero a fondo perdido si no se acoge al decreto del Gobierno

La mayoría del Congreso de los Diputados podría acabar rechazando la norma municipal del Ejecutivo

Juanma Romero Rosa María Sánchez

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau en el Saló de Cent, en julio pasado.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau en el Saló de Cent, en julio pasado. / ELISENDA PONS

La decisión del Ayuntamiento de Barcelona de no prestar a Hacienda parte de sus ahorros acumulados en los últimos años (226 millones) puede hacer perder al consistorio un mínimo de 79 millones a fondo perdido, procedentes del fondo de 5.000 millones para corporaciones locales.

Según estimaciones del Ministerio de Hacienda, a las que tuvo acceso EL PERIÓDICO, Barcelona sería el ayuntamiento que dejaría de percibir una mayor cantidad en estas transferencias del Estado (dinero a fondo perdido) solo por detrás de Madrid. En el caso de Madrid, una negativa a prestar parte de sus remanentes (1.069 millones en total) al Estado, le cerraría la puerta a 374 millones en transferencias (del fondo total de 5.000 millone)

En el caso del ayuntamiento de Tarragona, la pérdida de ingresos se acerca a 3,8 millones y en el de Girona, el consistorio dejaría de percibir unos 1,9 millones si no se acoge a prestar parte de sus remanentes a Hacienda mediante un crédito a 10 años.

Real decreto ley en el aire

El Gobierno de Pedro Sánchez aprobó un real decreto ley (pendiente de validación en el Congreso de los Diputados) por que el que se ofrece a los ayuntamientos la posibilidad de prestar al Estado mediante un crédito a 10 años parte los remanentes acumulados en los últimos años por aquéllos que han ido cerrando sus cuentas anuales con superávit. Esta propuesta es voluntaria, pero para los ayuntamientos que se acojan a ella, el Estado pondrá a disposición un fondo de transferencias de 5.000 millones de euros en dos años (2.000 este año y 3.000 el próximo). De esos 5.000 millones, a Barcelona le corresponderían en estos dos años 79 millones a fondo perdido (el 35% de su remanente total, de 226 millones).

El decreto ley, cuya convalidación en el Congreso de los Diputados es muy incierta (por el rechazo que ha despertado en la mayor parte de los grupos de la oposición), nace de un acuerdo entre el Ejecutivo y la Federación de Municipios y Provincias (FEMP), y que esta aprobó por los pelos, con el único voto favorable de los representantes del PSOE, la abstención de IU-Podemos y el voto contrario del resto de partidos. 

Este decreto ley también incluye la creación de un fondo de 275 millones (ampliabe a 400 mllones) para compensar la caída de ingresos de los servicios de transporte de titularidad estatal. En caso de ser convalidado el decreto por el Congreso, a Barcelona le corresponderían 70,3 millones de euros, según cálculos de Hacienda. A Madrid, le corresponderían 42 millones de este fondo compensatorio del transporte.