07 ago 2020

Ir a contenido

En los próximos cinco años

España movilizará 140.000 millones para impulsar la digitalización

La inversión pública en los primeros tres años será de 20.000 millones y la privada de 50.000 millones

El Ejecutivo destinará 15.000 millones del fondo europeo de recuperación para este plan

Sara Ledo

El presidente del Gobierno  Pedro Sánchez durante su comparecencia conjunta con el primer ministro sueco  Stefan Lofven

El presidente del Gobierno  Pedro Sánchez durante su comparecencia conjunta con el primer ministro sueco  Stefan Lofven / EFE Chema Moya

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha presentado este jueves el plan España Digital 2025 que prevé movilizar 140.000 millones de euros de inversión pública y privada durante los próximos cinco años para impulsar la digitalización de la economía española. De ellos, 70.000 millones se aportarán en los primeros tres años y los 70.000 restantes en los dos siguientes. 

En una presentación en Moncloa acompañado por cuatro ministros --Nadia Calviño, Isabel Celaá, Reyes Maroto y Pedro Duque-- y dirigentes de empresas como Telefónica, Microsoft o Netflix, Sánchez anunció que en los primeros tres años --70.000 millones de euros— se movilizarán entorno a 50.000 millones de parte privada y 20.000 millones de parte pública, el 75% (15.000 millones de euros) corresponderán a los nuevos instrumentos de financiación de la Unión Europea

"El liderazgo económico del siglo XXI se juega en la transición digital y el espacio digital. Europa quiere ser líder en digitalización y España quiere estar a la cabeza de Europa. Este plan estratégico es el impulso a esa búsqueda de liderazgo, uno de los pilares estratégicos sobre los que se debe asentar la recuperación económica del país", ha sentenciado Sánchez. El presidente del Gobierno ha añadido que este plan de digitalización nace con el objetivo de convertirse en una auténtica política de estado.

El plan se desarrolla 50 medidas en base a 10 objetivos estratégicos, alineados con las políticas digitales marcadas por la Comisión Europea y los objetivos globales del fondo de recuperación, según ha apuntado Sánchez. El presidente del Gobierno ha reconocido que partes de esta hoja de ruta ya se había puesto en marcha, como Educa en Digital o la formación de un grupo de expertos para desarrollar una carta digital, pero tras el parón de la pandemia es necesario acelerar su implantación. 

Entre los objetivos, el presidente se comprometió a garantizar una conectividad digital para el 100% de la población; liderar en Europa el despliegue del 5G; reforzar las competencias digitales de los trabajadores, desempleados y del conjunto de la ciudadanía; desarrollar un hub de ciberseguridad; impulsar la digitalización de las administraciones públicas; acelerar la digitalización de las empresas con especial atención a las pymes y a las 'start-ups' y acelerar la digitalización del modelo productivo; mejorar el atractivo de España como plataforma europea de negocio en el ámbito audiovisual; favorecer el tránsito hacia la economía del dato y garantizar los derechos en el nuevo entorno digital con una carta nacional de derechos digitales en 2025.