PLAN DE REVITALIZACIÓN

Port de Barcelona rebaja las tasas hasta el 2022

La cuantía global del plan de choque y de revitalización ascenderá a unos 23 millones de euros

La presidenta de Port de Barcelona, Mercé Conesa, y el director general, José Alberto Carbonell. 

La presidenta de Port de Barcelona, Mercé Conesa, y el director general, José Alberto Carbonell.  / RICARD CUGAT

Se lee en minutos

El consejo de administración de Port de Barcelona aprobó este miércoles la rebaja de las tasas portuarias hasta el 2022 en el marco de un plan de revitalización de la actividad de la infraestructura tras el parón económico que ha supuesto el estado de alarma y la actual crisis del automóvil. Las disposiciones aprobadas engloban tanto medidas a corto plazo como a medio plazo en forma de recorte de costes a los clientes de la infraestructura. Fuentes del puerto calculan que las decisiones adoptadas suponen "una movilización de recursos en favor de los operadores de unos 23 millones de euros". 

La decisión del consejo de administración, presidido por Mercè Conesa, estan pendientes ahora de la aprobación definitiva por parte del Gobierno del Estado. El plan de recuperación inicial o de choque tendrá un coste estimado de 19 millones de euros y se plasma en bonificaciones singulares a las tasas de empleo de las terminales de contenedores (25% en el 2021 y 20% en el 2022). En función del volumen de tráfico de transbordo manipulado será en el caso de terminales multipropósito y transporte de vehículos rodados (ro-ro), del 10% en el 2021 y del 5% en el 2022); y en terminales de automóviles (30% en el 2021 y 15% en el 2022). También está prevista la implementación de coeficientes correctores reductores de las tasas de utilización en barco, pasaje y mercancía. También habrá una reducción de la tasa de ocupación en concesiones y autorizaciones.

Te puede interesar

En el caso de las terminales de pasaje, se aplicará una reducción del 30% en la tasa de empleo en las concesiones que hayan visto reducida su actividad entre un 20% y un 40% respecto del año 2019 y una rebaja del 60% en los casos en que el impacto en la actividad sea de más del 40%. Actualmente el tráfico de pasajeros está paralizado y se duda que pueda llegar a la normalidad incluso durante el verano.

Para el resto de concesiones y autorizaciones, las reducciones de la tasa de ocupación serán del 15% en los casos en que el impacto en la actividad se sitúe entre el 10% y el 15% y del 20% cuando el impacto sea superior al 15%. En cuanto a los títulos de ocupación con una superficie inferior a 200 metros cuadrados y en espacios destinados a aparcamiento y estacionamiento, cuando no sean complementarios a otros títulos de mayor superficie, se aplicará una reducción de un 20% sobre la cuota de la tasa de empleo que corresponda, previa solicitud por parte del interesado. El remolque portuario aplicará una bonificación del 5% sobre las tarifas máximas.