30 sep 2020

Ir a contenido

La Generalitat activa medidas urgentes para mitigar los efectos económicos del coronavirus

El vicepresident Aragonès afirma que "es el momento de una Renta Básica Universal directa del BCE al bolsillo de los ciudadanos" mientras dure el confinamiento

El Govern también considera "indispensable" que se aprueben los nuevos presupuestos para el 2020

La Generalitat activa medidas urgentes para mitigar los efectos económicos del coronavirus

Generalitat de Catalunya

El Govern de la Generalitat ha activado un paquete de medidas urgentes para mitigar los efectos económicos del coronavirus. La prioridad del ejecutivo es salvar vidas y, a la vez, detener colectivamente los efectos económicos de la pandemia y preparar la recuperación. “Sin vida no habrá recuperación económica”, alertó el vicepresidente del Govern y conseller de Economia i Hisenda, Pere Aragonés, durante su última comparecencia en el Parlament por videoconferencia.

Las medidas económicas acordadas por el ejecutivo catalán van desde la inyección de liquidez a las empresas mediante la línea “ICF-Avalis liquiditat”, a las ayudas destinadas a los autónomos, la reducción de un 50 % del canon del agua y el libramiento de las tarjetas monedero de becas comedor, entre otras.

Además, la Generalitat ha puesto sobre la mesa diferentes reclamaciones y propuestas dirigidas a los grupos parlamentarios de la Cambra catalana, al Estado español y al Banco Central Europeo (BCE).

El vicepresident Aragonés considera “absolutamente indispensable” que el Govern pueda disponer “lo más pronto posible” de los nuevos presupuestos y ha pedido a los grupos parlamentarios “responsabilidad” para aprobarlos.

En relación al Gobierno español, la Generalitat pide que el Estado no cobre el IVA, ni las cuotas de autónomos, ni las de Seguridad Social. También pide que los aplazamientos que se están haciendo no meriten intereses. El Govern catalán también reclama al ejecutivo de Pedro Sánchez que suspenda la regla del gasto para las comunidades autónomas y los ayuntamientos, con el fin de que éstas puedan hacer frente a los gastos extraordinarios derivados de la pandemia.

En cuanto al Banco Central Europeo, el vicepresident Aragonés considera que “es el momento de una Renta Básica Universal directa del BCE al bolsillo de los ciudadanos” mientras dure el confinamiento, y así lo ha planteado al ministerio de Economía.

Medidas sociales y económicas

Una de las últimas medidas acordadas por la Generalitat es la puesta en marcha de un marketplace virtual para unir empresas y fabricantes catalanes de diferentes puntos de la cadena de producción e impulsar así la colaboración empresarial para hacer frente a la emergencia sanitaria provocada por el Covid-19.

También destaca como novedad la inyección de liquidez a empresas mediante la línea “ICF-Avalis liquiditat”, dotada de 1.000 millones de euros. Los préstamos se formalizan a través de las entidades financieras con aval de la Generalitat, que mediante ICF y Avalis de Catalunya asume el 80 % del riesgo de las operaciones.

Entre las medidas de carácter más social, la Generalitat ha aprobado que durante los meses de abril y mayo se aplique una reducción del 50 % del canon del agua para todos los usuarios domésticos y también para los usuarios industriales, actividades económicas y ganaderos. A los contribuyentes domésticos que ya tengan acceso a la tarifa social del canon del agua se les aplicará un tipo de gravamen de cero euros para todos los tramos de consumo.

El Govern también ha acordado crear una tarjeta monedero de becas comedor mientras dure el cierre de las escuelas, que también cubrirá la Semana Santa, y la gratuidad del teléfono 061 CatSalut Respon.

En el plano más estrictamente económico, se ha creado un servicio de atención digital personalizada a través de la Finestra Única Empresarial (FUE) para esclarecer las dudas que puedan surgir sobre las iniciativas económicas impulsadas por las diferentes administraciones.

De manera paralela, se ha aprobado una ayuda directa de 2.000 euros para los autónomos afectados por la crisis del coronavirus hasta agotar la partida de 7,5 millones de euros. Asimismo, se está trabajando para ampliarla.

Tributos y contratación

En materia tributaria, el Govern ha acordado la moratoria en los plazos de autoliquidación y pago de todos los tributos propios y cedidos de la Generalitat hasta que finalice el estado de alarma, así como una moratoria hasta septiembre en el pago del impuesto sobre las estancias en establecimientos turísticos (que se debía pagar en abril).

Con el objetivo de proteger los puestos de trabajo de las empresas que presten sus servicios a la administración catalana, el Govern catalán ha acordado mantener el pago de los contractos públicos aunque la prestación efectiva del servicio se haya suspendido debido a la crisis del coronavirus. En caso de que alguna de estas empresas haga un ERE o un ERTE, se le retirará el pago.