13 ago 2020

Ir a contenido

Aerolíneas

IAG advierte que el coronavirus podría afectar a su beneficio en 2020

Las cancelaciones de vuelos en Italia y China disminuyen en un 1% la capacidad planeada este año

La matriz de Iberia redujo su beneficio en el año 2019 en un 40,8% respecto al año anterior

Sara Ledo

Un hombre con mascarilla para protegerse del coronavirus tras bajar de un avión en el aeropuerto de Sao Paulo, Brasil.

Un hombre con mascarilla para protegerse del coronavirus tras bajar de un avión en el aeropuerto de Sao Paulo, Brasil. / ANDRE PENNER / AP

El grupo IAG formado por Iberia, Level, British Airways o Vueling ha reconocido que el coronavirus podría afectar a su cuenta de resultados en el año 2020 ante una caída de la demanda en las rutas asiáticas y europeas, así como también en los viajes de negocios por la cancelación de eventos y restricciones en los viajes corporativos.

El holding de aerolíneas que en el mes de marzo pasará a dirigir Luis Gallego ha advertido que sus operadoras tratarán de tomar las medidas necesarias para "alinear la oferta y la demanda" según cómo evolucione la situación, pero a tenor de la "continua incertidumbre en relación al potencial impacto y la duración del COVID-19, en este momento no es posible proporcionar una indicación precisa sobre las perspectivas de beneficio para el año 2020".

Así lo ha anunciado la compañía en la presentación de sus resultados 2019 en los que  registró un beneficio neto de 1.715 millones de euros en 2019, lo que supone una caída del 40,8% respecto al año anterior. Una cantidad en la que también ha influido un cargo excepcional operativo neto de 672 millones para zanjar una disputa legal sobre pensiones en British Airways. Los ingresos totales del 'holding' subieron un 5,1%, hasta 25.506 millones de euros.

IAG ha suspendido prácticamente todos los vuelos a China y ha reducido parte de las rutas italianas a partir del mes de marzo a través de cancelaciones y cambios de calibre en los aviones, a las que se sumarán reducciones de capacidad "en los próximos días", según ha informado. Además, la matriz de Iberia prevé realizar "algunas" reducciones de capacidad a lo largo de la red de corto radio que, en este momento, no está siendo reubicada.

El 29 de enero British Airways suspendió su vuelo diario a Beijing y Shanghái, el 31 de enero Iberia suspendió sus tres servicios semanales a Shanghái, y se han reducido algunos servicios a otras rutas asiáticas, según ha confirmado IAG. Además, el 13 de febrero, British Airways disminuyó de dos a un vuelo diario sus servicios a Hong Kong y a partir del 13 de marzo, la compañía reducirá su servicio diario a Seúl a 3 o 4 veces a la semana.

Según la compañía, parte de la capacidad de largo radio ahora disponible se está reubicando en rutas con una demanda más fuerte. De esta forma, British Airways ha anunciado vuelos adicionales a India, Sudáfrica y Estados Unidos, mientras que Iberia está aumentando la capacidad en rutas a Estados Unidos y domésticas. El impacto neto de las cancelaciones actuales y la reubicación de capacidad disminuye en aproximadamente un 1% la capacidad planeada para 2020, en términos de asientos-kilómetro ofertado, situando el crecimiento en un 2% para el conjunto del año.