mercado inmobiliario en el 2019

La ley hipotecaria provocó la primera caida en la compraventa de viviendas en siete años

Las operaciones descencieron un 3,3%, pero el número de operaciones se mantuvo por encima de las 500.000 por segundo año consecutivo

La compraventa de viviendas baja un 3,3 % en 2019, la primera caída desde 2013. / JOAN CORTADELLAS / VÍDEO: EFE

4
Se lee en minutos
Max Jiménez Botías

La compraventa de viviendas bajó un 3,3% en el 2019 con respecto al año anterior, hasta un total de 501.085 operaciones, debido al retroceso de las operaciones sobre viviendas de segunda mano, ya que las realizadas con viviendas nuevas se incrementaron un 1,2%, según ha informado este miércoles el Instituto Nacional de Estadística (INE). En Catalunya, la caída es del 2,4%.

Con este descenso anual, la compraventa de viviendas rompe con cinco años de aumentos consecutivos después de que subiera un 2% en 2014, un 11,5% en 2015, un 14% en 2016, un 15,4% en 2017 y un 10,8% en 2018.

En el periodo de crisis, los peores años para las transacciones de vivienda fueron 2009 y 2008, en los que estas operaciones se desplomaron un 25,1% y un 28,8%, respectivamente. En 2012 y 2011, aún se registraban descensos de dos dígitos (-11,5% y -18,1%), mientras que en 2013 la caída se moderó hasta el 1,9% por el fin de los beneficios fiscales para la adquisición de vivienda.

No obstante, por segundo año consecutivo se ha cerrado el ejercicio por encima del medio millón de operaciones de compraventa. "Estos datos demuestran que el sector inmobiliario está viviendo un buen momento y prueba de ello son las 501.085 compraventas registradas durante 2019, segunda vez que se supera el medio millón de compraventas desde que estalló la crisis”, ha comentado Ismael Kardoudi director de Estudios de Fotocasa.

Cae la segunda mano

El retroceso de la compraventa de viviendas en 2019 se ha debido a la contracción experimentada en las operaciones sobre pisos de segunda mano, que bajaron un 4,2%, hasta 408.241 transacciones. Por contra, las operaciones sobre viviendas nuevas se incrementaron un 1,2% el año pasado, hasta sumar 92.844, con lo que acumulan ya tres años consecutivos de avances. No obstante, el de 2019 ha sido el crecimiento más moderado en dicho periodo.

"La vivienda de obra nueva vuelve a despertar interés en un segmento muy determinado de la población. No obstante, todavía hay déficit de oferta de este tipo de vivienda y, en cambio, hay una gran demanda latente interesada en comprar vivienda de obra nueva por lo que el este tipo de vivienda puede tener bastante recorrido los próximos años”, ha explicado Kardoudi. El efecto de la ley hipotecaria también se ha dejado notar durante el ejercicio. El decreto que regula el crédito hipotecario fue aprobado un junio y agosto fue uno de los peores meses del año, con poco más de 35.000 operaciones realizadas, aunque en los meses siguientes se produjo una recuperación. Los datos hipotecarios apuntan en la misma dirección. Los meses de junio, julio y agosto registraron importantes descensos en la concesión de hipotecas. 

Los precios, sin embargo, no retrocedieron. Los notarios españoles ya comunicaron el martes un indicador a la baja sobre la compraventa de viviendas prácticamente idéntico al del INE (-3,4 %), aunque precisaron que el precio medio por metro cuadrado fue el más alto desde 2011: 1.438,24 euros frente a 1.407,63 euros de 2018 (un 2,17 % más).

El Colegio de Registradores ha apuntado que, según el índice de precio de la vivienda de ventas repetidas, la vivienda ha subido el 7,2 % en el 2019, para acumular así un encarecimiento del 37,2 %, aunque los pisos aún están un 11,9 % por debajo de los máximos de 2007. Los notarios ya comunicaron el martes un indicador a la baja sobre la compraventa de viviendas prácticamente idéntico al del INE (-3,4 %), aunque precisaron que el precio medio por metro cuadrado fue el más alto desde 2011: 1.438,24 euros frente a 1.407,63 euros de 2018 (un 2,17 % más).

Valores relativos

En valores relativos, la compraventa de viviendas subió en seis comunidades y bajó en 11. Las regiones donde más se incrementaron estas operaciones fueron Castilla-La Mancha (+7,5%), Extremadura (+5,7%) y La Rioja (+3,1%), mientras que los mayores retrocesos se dieron en Canarias (-14%), Baleares (-10,9%) y Navarra (-9,7%).

Sumando las fincas rústicas y las urbanas (viviendas y otros inmuebles de naturaleza urbana), las fincas transmitidas en 2019 totalizaron 2.036.320, cifra que representa un aumento del 2,7% sobre 2018. Es el quinto ejercicio consecutivo en el que se incrementan las fincas transmitidas tras los crecimientos del 4,9%, del 2,9%, del 6,7% y del 10,1% registrados en 2015, 2016, 2017 y 2018, respectivamente.

Por compraventa se transmitieron el año pasado un 1,8% menos de fincas que en 2018, mientras las transmisiones por donación aumentaron un 9,8%, las operaciones por permuta subieron un 0,6%, y las transmitidas por herencia retrocedieron un 1,3%.

Según los datos del INE, el número de compraventas de fincas rústicas bajó un 0,5% en 2019, hasta un total de 139.324 operaciones, tras dos años de ascensos. Por su parte, las compraventas de fincas urbanas (donde se incluyen las viviendas) disminuyeron un 1,9%, hasta 874.822 operaciones.

Noticias relacionadas

En el último mes de 2019, la compraventa de viviendas creció un 1,8% en relación a diciembre de 2018, hasta sumar 34.767 operaciones. El avance interanual de diciembre pone fin a cuatro meses de retrocesos interanuales.

En tasa intermensual (diciembre de 2019 sobre noviembre del mismo año), la compraventa de viviendas retrocedió un 10,1%, su menor retroceso en este mes desde 2015.